+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

javier moliner y ana barceló presiden el consejo de gobierno que se celebra en el centro sanitario

Diputación y Conselleria tienden puentes en el Hospital Provincial

La ‘era Montón’ repleta de despropósitos queda a un lado para seguir la senda de la colaboración. Una comisión mixta formada por representantes de las tres entidades agilizará trámites cada mes

 

El presidente de la Diputación provincial, Javier Moliner, y la consellera de Sanidad, Ana Barceló, ayer, antes de comenzar la reunión del consejo. - MANOLO NEBOT

PALOMA AGUILAR
07/07/2018

Corren nuevos tiempos en el Hospital Provincial tras el huracán Montón. El presidente de la Diputación provincial, Javier Moliner, y la nueva consellera de Sanidad, Ana Barceló, tendieron ayer puentes de colaboración con el fin de recuperar la excelencia y la normalidad en el centro sanitario de la ciudad de Castellón y así lo destacaron tras la celebración del consejo de gobierno del Consorcio Hospitalario.

Atrás dejaron las disputas entre ambas administraciones promovidas por la ahora ministra de Sanidad, Carmen Montón, y que sumieron en conflictos varios al Hospital Provincial, para iniciar el camino de la mano en aras de «sumar con el fin de dar el mejor tratamiento y servicio a la ciudadanía». «Se trata de un punto de inflexión, sabiendo que el hospital afronta hoy el futuro con la tranquilidad de que vamos a dar pasos de forma coordinada», explicó el propio presidente de la Diputación, quien destacó que «este camino no estará exento de dificultades», pero está «seguro de que todas se resolverán con la fórmula del consenso y el diálogo por ambas partes», puntualizó.

DESBLOQUEO DE ESTATUTOS / Y para manifestar «la lealtad que debe regir el trabajo», el consejo de gobierno desbloqueó en su reunión de ayer los estatutos del ente que permitió la creación de una comisión mixta (a instancias de la administración provincial), formada por representantes de la Diputación, la Conselleria de Sanidad y la gerencia del centro hospitalario, que se reunirá de forma mensual a partir de ahora.

El objetivo de esta propuesta es «acelerar la resolución de asuntos cotidianos que no tendrán que esperar durante tres meses --plazo en el que se celebra el Consejo-- para obtener una respuesta o una solución», dijo Moliner. Por su parte, Barceló aseguró que se trata de «agilizar la gestión y dar respuesta a los ciudadanos».

«Este hospital no debe ser concebido como una amenaza política, sino como la oportunidad de convertirse en un centro de referencia, especialmente en tratamientos oncológicos, gracias al talento de nuestros profesionales y la excelencia en el servicio sanitario», corroboró Javier Moliner ante los medios de comunicación y también afirmó que van «a ir resolviendo los problemas de la gente por parte de las administraciones públicas».

Por su parte, la consellera Ana Barceló, quien tomó posesión de su cargo hace unas semanas, mostró su «voluntad política de colaboración para que todo funcione con normalidad y por esta senda se va a seguir porque por encima de todo están los intereses de los castellonenses».

«El diálogo facilita la gestión», prosiguió la responsable de la cartera sanitaria autonómica, quien ayer se estrenó en la presidencia del consejo de gobierno del Consorcio Hospitalario.

«ENREDOS HEREDADOS» / La consellera Barceló destacó, finalmente, que estas medidas «demuestran el impulso que este Gobierno de la Generalitat está dando al Hospital Provincial para situarlo en la cima de la red sanitaria pública de calidad, sin deudas y enredos de épocas anteriores y construyendo ahora un camino seguro que permita situar al Provincial como hospital de referencia, con un futuro solvente y dirigido para todos», subrayó.