+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

artana

Alertan de una filtración en el agua potable y aconsejan no consumirla

El incidente afecta al pozo de l’Artiga, que abastece a la red que llega a las casas. El consistorio insta a usar por ahora las fuentes públicas que se nutren de les Mines

 

Las autoridades recomiendan no consumir ni lavarse con agua del grifo. - MEDITERRÁNEO

JOSEP CARDA jcarda@epmediterraneo.com ARTANA
17/04/2018

El Ayuntamiento de Artana, mediante un bando que también se realiza a través de las redes sociales, alerta a la población de una posible contaminación del agua potable que llega a las casas de la localidad y, a su vez, aconseja no utilizar la que sale de los grifos. «No es apta ni para el consumo ni para lavarse o ducharse», afirman desde el consistorio. Y añaden que se informará a los ciudadanos cuando el agua esté en condiciones de utilizarse con todas las garantías sanitarias.

El alcalde, Enrique Vilar, explica a Mediterráneo que el líquido sale por los grifos con un color rojizo. «Todo apunta a que se ha producido una filtración», señala el munícipe, quien hace hincapié en que «desde el primer momento se ha puesto en marcha el protocolo que se marca desde la Generalitat para estos casos, de manera que se pasó aviso a los vecinos para que se abstengan de usar el agua que llega a sus casas y vayan a las fuentes que hay distribuidas por el casco urbano».

ACUÍFERO // Vilar destaca que están a la espera de recibir los resultados de las analíticas para determinar qué tipo de elemento es el contaminante, lo que permitirá determinar los pasos a seguir para recobrar la normalidad en el suministro del agua potable.

Lo que sí que está claro es que la posible filtración afecta al pozo de l’Artiga. Incluso hay quien indica que la misma puede surgir de un huerto de naranjos existente junto al acuífero.

El propio alcalde de Artana incide a este rotativo en que los ciudadanos deben consumir el agua de las ocho fuentes públicas que, distribuidas por todo el casco urbano, se nutren del manantial de les Mines. Por contra, hay otras cuatro instalaciones que se abastecen de l’Artiga «y de las que han advertido a la gente de que no son aptas para el consumo humano», según asegura Vilar, quien confía en «recuperar pronto a la normalidad» en el suministro a los inumuebles.

Buscar tiempo en otra localidad