+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Meghan Markle se convierte al anglicanismo

3 La actriz satisface un paso previo esencial para su boda con el príncipe Enrique

 

Meghan Markle, ayer, en la visita que realizó junto a Enrique a Birminghan. - REUTERS / PHIL NOBLE

EL PERIÓDICO
09/03/2018

Meghan Markle, que ayer viajó a Birmingham con su prometido el príncipe Enrique en esta gira con la que se está dando a conocer por todo el país, ya profesa la religión anglicana. Como paso previo a su boda, que se celebrará el próximo 19 de mayo en la capilla de San Jorge del castillo de Windsor, la exactriz norteamericana ha recibido el bautismo de su nueva fe. Se trata también de una muestra de respeto ante el título que ostenta la reina Isabel II como cabeza de la Iglesia de Inglaterra.

Para sorpresa de muchos, el acto religioso fue privado y se celebró el pasado martes, según ha desvelado el rotativo Daily Mail. Tuvo lugar en la capilla real del palacio de Saint James, duró unos 45 minutos, y fue oficiado por el arzobispo de Canterbury. Meghan Markle estuvo acompañada por su futuro marido, su futuro suegro (el príncipe Carlos) y la esposa de este último y duquesa de Cornualles (Camilla Parker Bowles). Ni la reina Isabel II ni el príncipe Guillermo, hermano mayor de Enrique, estuvieron presentes.

Meghan, de 36 años, se crio como protestante. Sus padres, divorciados desde que Meghan tenía 6 años, son de hecho protestantes. Ella cursó estudios primarios y secundarios en una escuela privada exclusiva para niñas del Instituto Católico Inmaculado en Los Ángeles, y quien fue su primer marido, Trevor Engelson, es judío.

La prensa británica, mientras tanto, recoge estos días previos al enlace, al que han sido invitadas 2.640 personas, que Meghan y la duquesa de Cambridge, Kate Middleton, han hecho muy buenas migas. Ambas concuñadas tienen la misma edad y se reúnen estos días a menudo en el palacio de Kensignton para comentar los preparativos de la boda. «Kate le da consejos sobre cómo adaptarse a la familia real y entre ellas ha surgido una buena amistad. Además, Meghan admira cómo Kate ha sabido crear su propio espacio en lo que se refiere al trabajo humanitario a la par de ser una madre increíble», aseguran fuentes conocedoras de ciertos entresijos de la realeza británica. La mujer del príncipe Guillermo es madre de dos hijos y espera el tercero en abril.