+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Tamara Rojo y el baile de cotilleos sobre su noviazgo

La relación entre la directora artística del English National Ballet de Londres y un bailarín de su compañía alimenta la chismografía británica

 

Tamara Rojo y su pareja - GETTY IMAGES

BEGOÑA ARCE / LONDRES
13/03/2018

La relación de Tamara Rojo con otro bailarín del English National Ballet (ENB), la compañía de la que ella es directora artística, lleva semanas alimentando la chismografía británica. La vida privada de la artista española, de la que nunca se había sabido gran cosa, está ahora en la plaza pública y en los principales diarios del país.

Desde hace alrededor de un año y medio, Tamara, de 43 años, tiene como pareja sentimental a uno de sus compañeros y subordinados, el mexicano Isaac Hernández, de 27. Ambos se habían venido dejando ver juntos en galas, encuentros y actos públicos en Londres con la mayor naturalidad y sin despertar atención especial.  

Las cosas cambiaron cuando, el mes pasado, el diario 'The Times' publicó un artículo recogiendo testimonios anónimos de otros miembros de la compañía, que aludían al malestar existente en el ENB por el supuesto trato de favor del que gozaba Hermández. Ese favoritismo habría provocado, según esas fuentes, la marcha de un tercio de la plantilla de 60 bailarines de la entidad en los último dos años.

Alabanzas y condecoración
Rojo respondió directamente a las acusaciones en una entrevista al 'Evening Standard'. Dejó claro que “no existe la más mínima posibilidad de conflicto de intereses”, porque el mexicano ya era una estrella de primera categoría cuando llegó a Londres después de haber pasado por la Ópera de París y el teatro Mariinski de San Petersburgo. “Ha ganado todos los premios posibles", afirmó.

Rojo tomó la dirección artística del ENB hace seis años, cuando la compañía, una de las más importantes del mundo, sufría una crisis, presupuestaria y artística. La que fue primera bailarina del Royal Ballet y la “mejor de su generación”, según 'The New York Times', ha levantado a pulso el ENB, con nuevas coreografías, proyectos arriesgados y la renovación profunda de la institución. Su contribución ha merecido toda clase de alabanzas y, en el 2016, la reina le concedió el galardón de Comendadora de la Orden el Imperio británico.  

La bailarina conoció a su pareja durante una gala en México, cuando Hernández, un niño prodigio nacido en Guadalajara y educado en Filadelfia, tenía 14 años y ella 30. Casi una década más tarde volvieron a coincidir en Londres. Ya como bailarín principal del ENB en el 2015, el trabajo profesional entre ambos terminó transformándose más tarde en una relación sentimental.

Muy recomendable
Por supuesto los 16 años de diferencia que la española le lleva a su pareja ha añadido un morbo especial al 'escándalo'. Cuando le preguntaron cómo se sentía por la diferencia de edad, la respuesta de ella fue brillante: "Me hace sentir afortunada y desde luego lo recomiendo".  

Rojo reivindica el derecho de todos los miembros de la compañía a compaginar actividad artística y  vida privada. “Tenemos relaciones, tenemos hijos y tenemos nuestras vidas. Siempre he creído que cuanto más te realizas [personalmente], mejor artista llegas a ser, porque puedes sentir más empatía, entender a la gente y sus motivaciones”. “Lo único que puedo decir -concluye sobre su idilio- es que siempre hemos sido honestos. No nos hemos ocultado y esperamos no ser objeto de animosidad”.