El Periódico Mediterráneo | Jueves, 25 de mayo de 2017

BURRIANA TRES ALUMNOS TIENEN LEUCEMIA Y OTRO PERMANECE INGRESADO POR UN TUMOR EN LA FE DE VALENCIA

El colegio Penyagolosa pide la retirada del transformador por casos de cáncer

  •  En tres años se han registrado ya cuatro cuadros cancerígenos entre el
  • GUILLEM RÍOS GUILLEM RÍOS 14/01/2004

    La alarma ha saltado en el colegio Penyagolosa de Burriana después de diagnosticarse el cuarto proceso cancerígeno entre el alumnado, en poco más de tres años. Tres de ellos son por leucemia y, el último, un tumor máxilo facial en un niño de tres años de primero de Infantil que permanece ingresado en el Hospital La Fe de Valencia.

    La comunidad educativa del Penyagolosa quiere que se elimine un centro transformador situado junto al colegio dado que, aunque no existan informes precisos que establezcan una causa-efecto, creen que supone un grave riesgo para los alumnos, por los posibles campos electromagnéticos y la presencia de sustancias cancerígenas en los refrigerantes de algunos transformadores. Da la coincidencia de que en los tres primeros casos de leucemia, las clases se encontraban en el primer piso, en el lateral situado junto al transformador.

    El cuarto alumno afectado ha hecho saltar la alarma, ya que la estadística de enfermedades oncológicas excede en mucho los baremos normales, hasta el punto de que se equipara en número de afectados al colegio público García Quintana de Valladolid, donde se han realizado diversos estudios tras producirse cuatro casos de cáncer infantil, por la proximidad, según denunciaron entonces los padres, de diversas antenas de telefonía móvil.

    El director del centro, Vicent Llopis, expresó su preocupación y dijo que ya se había puesto en contacto con el concejal de Educación, José Ferrer, y el inspector de zona para explicarles la situación, que será tratada hoy en el consejo escolar del centro.

    María Luisa Almela, de la asociación de madres y padres, explicó que se han dirigido a la Unión de Consumidores y a la Asociación del Cáncer para ver qué pasos debían seguir para que se hagan estudios y se retire el transformador.