+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Tribuna

Mentiras de patas cortas

 

Merche Galí Merche Galí
10/08/2018

La mentira tiene las patas muy cortas y en el Partido Popular se extienden desde su presidente y su máster hasta las bases municipales, como comprobarán si escuchan las videoactas de los plenos o leen al portavoz en Almassora, Luis Martínez. Ahora me acusa de haber subido las tasas de la Escuela Oficial de Idiomas y recortar servicios sanitarios, no construir colegios, ensuciar calles y levantar el polígono del Serrallo casi con mis manos. Si con esa estrategia de menospreciar al votante ya perdieron cuatro concejales de una tacada en las últimas elecciones, igual deberían replantearse mantenerse en la mentira o ponerse a trabajar en serio.

Sus argumentos son tan fáciles de desmontar que avergüenza que crean que el votante es tonto. Merche Galí no ha quitado ninguna ambulancia ni ha subido ninguna tasa de la EOI. Ni aunque quisiera podría porque ambos dependen de Conselleria. Es más, ha sido este equipo de gobierno el que ha conseguido un aulario de idiomas para evitar que el alumnado tuviera que desplazarse a Castellón a estudiar, que es lo que pasaba cuando gobernaba el PP, que anuncios hizo muchos pero Escuela de Idiomas no tuvimos nunca. Esto lo saben los estudiantes.

En una cosa sí coincidimos: los contenedores de reciclaje se desbordan demasiado. Es una pena que Martínez haya olvidado que hasta que no se acabe el contrato insuficiente que ellos firmaron, la frecuencia de paso no podrá ser mayor. En nuestras manos estuvo aumentar la limpieza viaria cuando otro contrato recortado por el PP acabó, y lo hicimos. Ahora he autorizado a la Policía Local a patrullar de paisano para acabar con el incivismo en nuestras calles. No espero al PP de mi lado. Si no lo está ni con los colegios Santa Quitèria y Embajador Beltrán, a los que niega que el plan Edificant construya sus centros, cómo van a apoyarnos. Yo seguiré trabajando para que se materialice el Regina Violant y la mayor subvención concedida para el urbanismo local (10 millones de euros de Europa y municipales) transforme Almassora. Porque sí, ahora recibimos subvenciones europeas; antes sentencias millonarias como la de la avenida Generalitat.

*Alcaldesa de Almassora