+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Editoriales

El sexismo que no cesa

 

07/06/2017

Que la promoción de una feria del libro se haga a partir de un desnudo femenino es reflejo, uno más, de las conductas sexistas que perviven en la sociedad española. Así ha sucedido con el cartel ganador del concurso para ilustrar la feria del libro de Zamora, en el que se muestra a una mujer desnuda de espaldas, con un libro tapándole el dorso y sus manos sobrepuestas ocultando parte de las nalgas. Ya no se trata de valorar su calidad artística, sino de censurar que se use un cuerpo femenino como reclamo, esta vez para un acontecimiento de tipo cultural. En definitiva, de cosificar a la mujer con estereotipos propios del ámbito publicitario. En este caso, también sorprende que el Ayuntamiento de Zamora, colaborador en la organización de la feria, esté en manos de Izquierda Unida, formación de la que cabe esperar –por su carácter progresista– que esté siempre en contra de cualquier manifestación sexista.

Si este cartel puede manifestar voluntad artística con el desnudo, ha coincidido con el anuncio de trabajo de una discoteca de Benidorm que ha ido mucho más allá con su oferta laboral de un machismo rancio, algo lastimosamente habitual en el ocio nocturno. Así, pide camareras «sin novios enfermos celosos», o la obligación de ir «con tacones o plataformas» si no son altas. Quizá ha llegado la hora de plantearse, al margen de la denuncia pública, la opción de sanciones administrativas para acabar con este tipo de expresiones de un machismo inadmisible.