+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

levantan el secreto de sumario

Dos nuevos detenidos en el ‘caso Maikel’ por encubrir el crimen

La lista de implicados se eleva a 5, con tres autores materiales y dos conocedores de la terrible muerte

 

Miguel Navarro, ‘Maikel’. - GABRIEL UTIEL

NÚRIA B. BIGNÉ
20/03/2017

Nuevos implicados en el caso Maikel, el crimen que conmocionó a la sociedad de Castellón el pasado mes de enero, tras hallarse en una casa del Camí d’en Riera de la capital el cadáver de Miguel Navarro, Maikel, asesinado, presuntamente, a hachazos a manos de tres jóvenes conocidos, dos menores de 14 y 17 años, y A.A.S., de 20 años y origen rumano.

Según ha podido saber Mediterráneo, agentes han detenido ahora a otras dos personas, amigos de A.A.S. y conocedores de la violenta muerte de Maikel. Se trata de un menor, de 17 años, y un chico de 19, ambos de nacionalidad rumana, quienes han sido arrestados al descubrir los investigadores que sabían qué le había ocurrido a la víctima. Y es que A.A.S. se lo había confesado a ambos, antes de ser detenido tras el brutal crimen, mientras Miguel Navarro se encontraba en paradero desconocido.

Los nuevos implicados están acusados de sendos delitos de encubrimiento y han quedado en libertad con cargos tras su arresto y declaración. Su detención eleva a cinco la lista de presuntos colaboradores en el asesinato de Maikel, siendo tres de ellos supuestos autores materiales de la muerte (actualmente internos en dos centros de reeducación los menores y en prisión preventiva A.A.S.) y otros dos, encubridores.

LEVANTAN EL SUMARIO / Los nuevos arrestos llegan en el momento en que la jueza ha levantado el secreto de sumario por el asesinato del castellonense, tras más de dos meses de intensas investigaciones.

Maikel desapareció el pasado 5 de enero. Sus familiares interpusieron una denuncia al no saber el paradero del joven y numerosos rincones de la capital estuvieron empapelados con su foto durante días. Sin embargo, tras siete días de búsqueda, los peores presagios de su familia y amigos se hicieron realidad. Los investigadores hallaban el cuerpo sin vida del joven, que había sido enterrado en un huerto de naranjos de la zona de la basílica de Lledó. Los agentes detenían, además, a tres sospechosos del terrible crimen.

La crueldad del modus operandi y la temprana edad de los detenidos (uno de ellos roza la inimputabilidad) dejó sin palabras a la ciudadanía de Castellón. También causó estupor el supuesto móvil del crimen, una deuda de 100 euros, tal y como desveló en su día este rotativo. Y es que el plan para acabar con la vida de Maikel llevaba tramándose, al parecer, un mes.

La víctima exigía el pago de un dinero que el joven de 17 años detenido le debía. Este último, harto de los recordatorios, empezó a barajar la idea de matar a Maikel y pidió para ello colaboración a sus amistades. Convenció al chaval de 14 años e invitó a A.A.S. a fumar unos porros en la casa del Camí d’en Riera, en la que citó también al fallecido. Al entrar Maikel, fue brutalmente atacado.