+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

la iniciativa del Consell se presentó para beneficiar a 10.000 personas en la provincia

El plan de empleo juvenil apenas logra 17 contratos en Castellón

El Servef alarga los plazos de las ayudas y prevé ampliar el número de destinatarios del proyecto. ‘Avalem Joves’ cumple un año con 17.000 acciones de inserción, pero no logra seducir a las empresas

 

El plan de empleo juvenil apenas logra 17 contratos en Castellón -

ELENA AGUILAR
17/04/2017

Le suena el vocablo millennials? Después de la generación del baby boom, la X, la silenciosa o  la de los ni-nis, llega la de los jóvenes que nacieron entre 1982 y 1999. En Castellón, son una generación de más de 98.000 de personas que nacieron en la prosperidad, con un entorno político, económico y social infinitamente mejor que el de sus padres, pero que cuando llegaron a la mayoría de edad, acabaron sus estudios y decidieron salir a buscar trabajo se dieron de bruces con una durísima crisis que truncó las expectativas de muchos de ellos. Y la sigue truncando porque pese a que la mejoría económica es evidente el paro juvenil sigue desbocado. Un 43,1% de los jóvenes de la provincia no tiene trabajo, según datos de la última Encuesta de Población Activa (EPA), 26 puntos porcentuales más que la tasa de paro general, que es del 17,1%.

Para darle la vuelta a la situación y conseguir un empleo o un curso de formación para los miles de jóvenes que llevan años sin trabajo, el Consell puso en marcha hace un año el programa Avalem Joves. Dotado con 205 millones de euros (2016-2020), la iniciativa nació con el objetivo de dar una oportunidad laboral a unos 90.000 jóvenes de la Comunitat Valenciana, 10.000 de ellos en Castellón, y contemplaba bonificaciones para las empresas que contrataran a jóvenes en paro, además de cursos de formación con compromiso de contratación y acciones de acompañamiento y orientación.

 Casi un año después de su puesta en marcha el resultado es más bien pobre, al menos en cuanto a contratación. Pese a que en la provincia se han llevado a cabo  casi 17.000 acciones de formación y orientación  (en la Comunitat han sido más de 141.000), el proyecto del Servei Valencià d’Ocupació i Formació (Servef) no parece haber seducido a las empresas. Un dato basta para entenderlo: desde mayo del 2016 a finales del pasado febrero, en Castellón solo se han cerrado 17 contratos bonificados, que incluyen subvenciones de entre 7.926 y 9.907 euros para aquellas compañías que den empleo a jóvenes cualificados de manera indefinida y a jornada completa. En el conjunto de la Comunitat, los datos no son mucho mejores, con un total de 89 contrataciones (45, en Valencia; y 27, en Alicante).

Pese a que la formación y la orientación sí han funcionado, desde el Servef reconocen que las ayudas a la contratación no han conseguido despertar el interés de los empresarios. ¿Por qué? Es lo que tratan de averiguar ahora en el departamento que depende de la Secretaría Autonómica de Empleo, que ya ha anunciado que realizará algunos cambios.

ALARGAR LOS PLAZOS // El primero de esos cambios, que ya se ha producido, consiste en alargar los plazos con los que cuentan las empresas para presentar las solicitudes. Así, mientras que en la convocatoria del 2016 las subvenciones se publicaron en junio, este año se han adelantado los plazos para evitar que los fondos se queden sin asignar. Las ayudas se convocaron hace una semana y para estas contrataciones se han destinado dos millones de euros (el año pasado fueron tres), de los que 995.400 corresponden a Castellón; 767.800, a Alicante; y 995.400 euros, a Valencia.

Ampliar plazos y también difundir mejor las bondades de Avalem Joves. El Servef se ha marcado como objetivo convencer a las empresas de los beneficios de su plan y su intención es mantener reuniones con los empresarios de la Comunitat para explicarles al detalle en qué consiste el programa y qué ventajas tiene. Economía tampoco descarta ampliar el público al que va dirigido el programa Avalem Joves (ahora se pone el foco en menores de 30 años en situación de desempleo), así como hacer hincapié en sectores que pueden generar nuevas oportunidades laborales, como las energías renovables y la actividad marítima.

CRÍTICAS POR LOS RESULTADOS // El Consell va a introducir modificaciones para que el programa llegue a más jóvenes y empresas, pero los resultados del primer año de Avalem Joves han desatado ya las primeras críticas políticas incluso de Podemos, su socio de gobierno. El síndic podemita, Antonio Montiel, ha reprochado que la iniciativa solo haya conseguido una «milésima parte de los resultados deseados». El PP también ha criticado al departamento que dirige Rafael Climent «por dejar tirados a los jóvenes».