Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

ACTUACIÓN COFINANCIADA AL 50% POR FONDOS FEDER

Almassora iniciará la reforma de la plaza Mayor tras las fiestas para garantizar 'bous al carrer'

La adjudicataria apura el comienzo del contrato de obras, valoradas en 430.000 euros, el 18 de octubre

Imagen de archivo de festejos taurinos del Roser de Almassora en ediciones anteriores al covid.

Imagen de archivo de festejos taurinos del Roser de Almassora en ediciones anteriores al covid.

El departamento de Urbanismo del Ayuntamiento de Almassora ha fijado para el 18 de octubre el inicio de la segunda fase de peatonalización de la Vila, coincidiendo con el fin de las fiestas en honor a la Mare de Déu del Roser, previstas del 8 al 17. El objetivo de esta decisión pasa por evitar que se solapen las obras con los festejos de bous al carrer por apenas unos días, a expensas de que la Generalitat apruebe la normativa.

De esta forma, los técnicos municipales del departamento y la empresa Ravi Obras, Transportes y Excavaciones, encargada de la ejecución de la reforma, apurarán al límite el plazo legal para el comienzo de las obras, que tienen seis meses de duración, para evitar las molestias de compatibilizar ambas actuaciones sin ser imprescindible. Alcaldía y constructora ya han formalizado el contrato.

El Ayuntamiento entiende que la demora de apenas unas días en el comienzo de las obras no afectará al resultado del calendario de trabajo, marcado también por los plazos del Ministerio por tratarse de una obra cofinanciada al 50% por fondos FEDER de la Unión Europea.

Así, la adjudicataria evitará el vallado y señalización de un tramo de la actuación y podrá iniciar su cometido con total libertad de movimiento por el casco antiguo una vez finalizadas las fiestas. 

Banco solar con USB 

La reforma de la plaza Mayor y las calles adyacentes incluye elementos innovadores como un banco solar con un puerto USB doble para la recarga de dispositivos electrónicos. Cuatro jardineras, tres papeleras y otros cinco bancos comunes completan las mejoras presentadas por Ravi. 

En estos seis meses de ejecución, la empresa castellonense abordará 2.187,75 metros cuadrados de reforma que incluye la plaza Mayor y las calles San Miguel, San Cristóbal, San Roque, San Juan, travesía Eiximeno y las calles Virgen de los Dolores y Virgen de la Luz.

La eliminación de bordillos, la construcción de la vía pública a una única altura y la modernización de los servicios públicos del casco antiguo son las claves de una reforma que salió a concurso público por 449.000 euros. 

De forma paralela, el consistorio habilitará como nuevo parking público el solar alquilado junto a la plaza de la Molineta para subsanar la eliminación de plazas tras la reforma de la plaza Mayor. El Ayuntamiento ha elegido este espacio de 3.000 metros cuadrados y capacidad para unos 120 vehículos para facilitar el aparcamiento de residentes y visitantes coincidiendo con la peatonalización de una nueva fase en el casco antiguo.  

Compartir el artículo

stats