Durante la época estival son frecuentes los viajes o escapadas vacacionales. Sin embargo, algo que parece trivial para cualquiera puede no serlo para las personas que padecen una enfermedad crónica como son las patologías reumáticas y autoinmunes sistémicas.

Estamos hablando de pacientes con patologías como el lupus eritematoso sistémico, el síndrome antifosfolipídico, síndrome de Sjögren, esclerodermia, miositis, vasculitis, enfermedad de Behçet, policondritis recidivante

También puede interesarte: Consejos para que los celiacos no alteren su dieta sin gluten este verano

Para que ellos también disfruten de un merecido descanso vacacional con todas las garantías, los expertos de la Sociedad Española de Reumatología (SER) proponen estos diez consejos: