El nuevo dron equipado con cámara térmica, como apoyo a la Policía Local de Burriana, ya ha cumplido su primera misión. Abortar un botellón en la zona de la playa. En su ronda, sobre las 21.00 horas, el dispositivo detectó una concentración de personas reunidas para hacer botellón y activó un mensaje grabado por su megafonía, instando a cumplir el orden y mantener la distancia de seguridad. Cuando llegaron las patrullas ya no quedaba nadie en el lugar, pero sí fue intervenida una importante cantidad de bebidas alcohólicas. El vehículo aéreo estuvo operativo desde las 18.00 horas, que empezó su turno, hasta el inicio del toque de queda. Se trata de un equipamiento presentado a principios de mayo con características similares al “polivalente cuadricóptero con el que ya se cuenta, como la capacidad de realizar vuelos a 4km de distancia o la incorporación de accesorios como dispositivos de megafonía para comunicar mensajes, foco de luz para operar en zonas oscuras o luces estroboscópicas para realizar tareas de patrullaje”.

89 denuncias en Castellón

La consellera de Justicia Gabriela Bravo y la delegada del Gobierno en la Comunidad Valenciana, Gloria Calero, han coincidido hoy en destacar la normalidad y ausencia de incidentes con las que se ha desarrollado el primer fin de semana sin estado de alarma en la Comunitat y en alabar la responsabilidad y civismo de la sociedad. Según ha informado Calero, no se han detectado grandes problemas ni concentraciones en horas de restricción nocturna, solo algunas pequeñas fiestas con pocos participantes que se han disuelto tras ser sancionados. La delegada del Gobierno ha confirmado que en las noches del viernes/sábado y de sábado/domingo se han contabilizado 1.597 propuestas de sanción relacionadas con incumplimientos de la normativa sanitaria –Valencia 773, Alicante 735, Castellón 89-. En concreto, la noche del viernes/sábado se contabilizaron 671 actas y la del sábado/domingo aumentó a 926. En los puntos de ocio nocturno se registró una alta concurrencia pero se despejaron con la llegada de las 0:00 horas.

Vigilancia en casas rurales y masías

Tras la reunión, la delegada ha explicado que cerca de 10.000 agentes de la Guardia Civil y la Policía Nacional forman parte del dispositivo y que los dispositivos preventivos han funcionado en los últimos días. “El trabajo policial de este fin de semana se ha centrado fundamentalmente en vigilar el cumplimiento de la limitación a la movilidad nocturna para evitar la celebración de fiestas ilegales en ciudades o zonas de interior con casas rurales o masías”, ha añadido.

"Hemos tenido más afluencia, pero a pesar de ello no ha habido ningún incidente y todas las personas que han llegado al litoral han cumplido las medidas vigentes en la Comunitat Valenciana", ha destacado la consellera, mientras que Calero ha declarado que “la coordinación y la responsabilidad nos permiten iniciar una desescalada prudente como la región de Europa con menos incidencia de Covid-19”.