La recuperación de los viajes sociales es otro de los indicadores de la recuperación del bache sufrido por el turismo en los últimos 15 meses. El estand de Castellón del Patronato Provincial de Turismo en Fitur fue el punto de reunión entre representantes de la Diputación y la empresa adjudicataria del programa Castellón Senior, Viajes CEMO, para valorar la que califican como «la edición más difícil de su historia». Pese a la pandemia, «en la que hemos sido lo más prudentes posibles», mencionaron, se evaluó muy positivamente el funcionamiento del proyecto, que permitirá durante todo el mes de junio la realización de 2.000 estancias vacacionales en las comarcas de Castellón.

Recibir a los primeros viajeros de este programa será un incentivo para las ocupaciones de los hoteles adheridos a la iniciativa, ya que en estas primeras semanas de recuperación hay un buen movimiento en los fines de semana, pero el pulso sigue a medio gas en el resto de días. Castellón Senior supone para el sector un atractivo añadido hasta la llegada de la temporada de verano.

Medidas

Por parte de ambas partes se coincidió en afirmar que viajar «es seguro» si se toman las medidas adecuadas y que gracias a esta iniciativa de la Diputación «el sector cuenta con un balón de oxígeno que les dará tiempo a ir recuperando poco a poco la deseada normalidad». Desde la corporación provincial se ha indicado que el plan tiene su continuidad garantizada por su «importante papel en la desestacionalización de los periodos vacacionales».

En la reunión estuvo presente el director ejecutivo de Viajes CEMO, Santiago Martín, y miembros del equipo técnico del Patronato Provincial de Turismo. El encuentro puso de manifiesto que Castellón Senior es uno de los pocos programas de apoyo a la industria hotelera que se están llevado a cabo a lo largo de los últimos meses en España. Con él se permite mantener abiertos hoteles en toda la provincia, lo que mueve la economía y ayuda a mantener puestos de trabajo. Para los empresarios, se espera que sea la avanzadilla del regreso del Imserso, cuya reanudación se espera en otoño.