Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

ECONOMÍA

Castellón tendrá en una década 33.700 jubilados más y 15.500 trabajadores menos

En 2033 los mayores de 65 años serán casi 151.000 en la provincia y la población activa bajará a 353.000

Los mayores de 65 años ya son el grupo de población que más crece en Castellón.

Más jubilados, menos trabajadores y una hucha de las pensiones agotada. Es el escenario que le espera a España en la próxima década, una pesadilla que amenaza con dejar un agujero en el sistema de tamaño colosal. Un reto, el de la sostenibilidad de las pensiones, que queda patente solo con analizar la evolución de la población durante los próximos diez años. Y en Castellón la conclusión es clara: entre 2023 y 2033, periodo que ha establecido el ministro José Luis Escrivá para intentar hinchar la hucha de las pensiones aumentando 0,5 puntos las cotizaciones de los asalariados, la provincia tendrá un incremento de 33.768 jubilados y un descenso de 15.530 personas en edad de trabajar. 

Los últimos datos sobre proyecciones de población que maneja el Instituto Nacional de Estadística (INE) revelan que en 2033 la población mayor de 65 años ascenderá en la provincia a 150.740 personas (en 2023 será de 116.972), mientras que la cifra de ciudadanos en edad de trabajar (de 16 a 64 años) y que con sus cotizaciones contribuirán a pagar las pensiones, se quedará en 353.168, un número inferior al previsto para dentro de dos años (368.698).

Llegan los ‘baby boomers’

En apenas diez años la cifra de pensiones se disparará en Castellón y lo hará porque se jubilará generación del baby boom, la más numerosa de la historia. Los primeros comenzarán a retirarse del mercado laboral a partir del 2023 y sus pensiones tensionará las cuentas de la Seguridad Social porque son muchos, han cotizado más y durante más años. Por eso, el Gobierno ha planteado esta misma semana a los agentes sociales aumentar temporalmente las cotizaciones sociales para allegar más recursos para las pensiones, una medida que obligaría a empresas y trabajadores a pagar más.

La Seguridad Social calcula que con este mecanismo recaudará 26.000 millones de euros para engordar la hucha de las pensiones. Castellón aportaría 20,4 millones de euros al año (240 millones en una década). Hay que tener en cuenta que en solo un mes el gasto en pensiones en la provincia supera los 110 millones de euros, con lo que los 240 millones que aportaría Castellón al plan que prevé el Gobierno solo darían para costear dos meses la paga de los 134.000 pensionistas. 

Una jubilación media de 1.040 euros

La pensión media de jubilación en Castellón continúan estando por debajo de la media nacional, pero en los últimos años ha dado un importante estirón. Los 85.852 jubilados con los que cuenta la provincia (datos del pasado mes de octubre) perciben una paga media de 1.040 euros mensuales. Hace diez años, en cambio, años, el importe era de 777 euros. 

Los jubilados cobran en Castellón algo más de 1.000 euros, pero la paga del total de los pensionistas (viudedad, incapacidad permanente...) es algo menor, de 926 euros. 


Compartir el artículo

stats