Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

MOVILIDAD

Estos son los nuevos carriles bici que quiere impulsar el Consell en Castellón

La provincia de Castellón sumará 490 kilómetros extra de carriles bici, pasando de 233 a 723

La iniciativa busca impulsar el uso de la bicicleta y otros medios de transporte sostenible. En la imagen la vía verde de Orpesa a Benicàssim a la altura de la Renegà

Un ambicioso proyecto para ampliar la red de carriles bici en Castellón. Es lo que plantea la Conselleria de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad en su Plan de Acción Territorial de carácter Sectorial, que ha sido puesto a exposición pública esta semana y que prevé ampliar en un 70% los kilómetros de ciclorrutas en la provincia de Castellón.

De 233 a 723 kilómetros

En la actualidad, la provincia de Castellón cuenta con 233 kilómetros de rutas ciclopeatonales, lo que supone el 23% del total de la Comunitat (1.017 kilómetros).

Esta iniciativa plantea sumar más de 490 kilómetros extra a este entramado libre de vehículos motorizados en el territorio castellonense, lo que permitiría contar con 723. Las actuaciones previstas, que se detallan en el cuadro adjunto, supondrían una inversión de 21,127 millones en un plan a desarrollar hasta 2030.

En el conjunto de la Comunitat esto supondría triplicar la extensión actual, hasta los 3.372 kilómetros con 142,1 millones de gasto.

Quién lo pagará

La Generalitat aportaría la mayor parte del desembolso, aunque espera la aportación de fondos procedentes de la Unión Europea, así como la colaboración del Gobierno, Diputación y ayuntamientos.

Objetivos

Los objetivos son promover el uso de medios de transporte sostenibles tanto para desplazamientos cotidianos, como a media y larga distancia, así como crear una red interurbana no motorizada que pueda tener conexión con transporte público favoreciendo la intermodalidad y crear un catálogo digital visualizable con el visor cartográfico de la red. En definitiva, una red completa, segura y cómoda que se vea como una alternativa real a la movilidad tradicional.

El conseller del área, Arcadi España, señaló que «la iniciativa se encamina a disminuir el nivel de motorización y la dependencia del petróleo, con la consiguiente reducción de los impactos negativos en el ámbito energético, ambiental y de la salud». 

"La iniciativa se encamina a disminuir el nivel de motorización y la dependencia del petróleo"

decoration

Los tramos

Los tramos propuestos quieren servir para completar itinerarios que ahora cuentan con algún tipo de discontinuidad, aprovechar la red existente de caminos rurales y agrícolas, enlazar poblaciones (ciudades y áreas urbanas, servicios sanitarios, educativos o deportivos, polígonos industriales, transporte público, destinos turísticos, playas, entre otros), combinando la movilidad cotidiana con la recreativa. Además, la pendiente media se quiere que no supere el 5%.

Vía litoral

Uno de los proyectos contemplaría una vía litoral de 4,1 millones de euros de inversión solo en Castellón. En este ámbito se detallan, por ejemplo, los tramos del Baix Maestrat entre el Río Senia, con Vinaròs, Peñíscola y Alcossebre; en la Plana Alta entre Capicorp, Torrenastra, Torre la Sal, Orpesa, Benicàssim y el Grau y en la Plana Baixa entre la playa de Almenara, Burriana y el río Mijares.

Ojos negros

Además, se pretende conectar la actual vía de los Ojos Negros (que suma 76 kilómetros de extensión) con la estación de trenes de Segorbe-Altura.

Comarcas

Por comarcas, La Plana Baixa es la que implicaría mayor inversión (10,5 millones y casi 162 kilómetros), seguida de la Plana Alta (5,6 millones y casi 150 kilómetros) y el Baix Maestrat (4,3 millones y 166,19 kilómetros). El resto se repartiría entre Alto Palancia y l’Alcalatén (ver cuadro).

Compartir el artículo

stats