Suscríbete El Periódico Mediterráneo

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Todo el PP de Castellón menos la dirección de Barrachina y Aguilella piden la salida de Casado

Cargos afines a Génova viran y piden convocar ya el congreso nacional mientras crecen las voces que exigen las dimisiones del presidente y de García Egea

García Egea con la cúpula de la dirección del PPCS, que ahora guarda silencio,durante el congreso de elección de Marta Barrachina.

En un estado de indignación creciente a medida que pasan las horas, cargos y bases del PP de la provincia de Castellón reclaman soluciones inmediatas para la grave crisis abierta en el partido en el ámbito nacional. A esta hora de la tarde y cuando la única conclusión de todo un día de reunión del comité de dirección del PP es la convocatoria de una junta directiva para el lunes, la práctica totalidad del PPCS reclama las dimisiones de Pablo Casado y Teodoro García Egea y la convocatoria "ya" del congreso, como único medio para frenar las consecuencias de la fractura y evitar "la desaparición" de la formación, tal y como han señalado a este periódico desde diversas fuentes populares.

Como contrapartida, la cúpula de la dirección provincial, encabezada por la presidenta, Marta Barrachina, y el secretario general, Salvador Aguilella, junto con la coordinadora parlamentaria y portavoz, Salomé Pradas, guardan silencio en relación con el difícil momento que vive su partido y la necesidad o no de anticipar el cónclave del PP.

Lo cierto es que todos ellos lideran una ejecutiva que fue bendecida por el García Egea con el beneplácito de Casado al tiempo que cerraban el paso a candidaturas alternativas como fue la de la alcaldesa de Onda, Carmina Ballester.

En cuanto al resto del PP castellonense, no solo aquellos que fueron apartados del poder orgánico en el último proceso congresual hace poco menos de un año claman por la dimisión de los máximos responsables de Génova, sino que otros miembros significados de la formación en la provincia que la pasada semana, nada más estallar la crisis, se posicionaron con mayor o menor entusiasmo por la continuidad de Casado, han virado ya en sus posiciones.

Uno de estos cargos ha señalado hoy a Mediterráneo que "no se puede desoir a la calle", al tiempo que ha indicado que "Casado no se sostiene" a partir de una crisis que "no se ha podido gestionar peor". La misma voz, que resume el sentir de más de la decena de valoraciones recogidas, concluye pidiendo "un golpe encima de la mesa", "soltar lastre" y que "Feijoo dé un paso adelante" para asumir el control y evitar que esta grave herida se cierre en falso.

Compartir el artículo

stats