Suscríbete El Periódico Mediterráneo

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Consumo: Informe de las Cámaras de Comercio de la Comunitat

La crisis pasa menos factura al comercio de Castellón

Lidera el alza de la contratación, más que en España, pero no consolida el empleo. La cesta de la compra: más de la mitad del gasto de los castellonenses va para alimentación

Las campañas estacionales del comercio, como los periodos de rebajas o la campaña de Navidad, suelen generar ofertas de empleos temporales. DANIEL TORTAJADA

La travesía por el desierto que ha supuesto la pandemia para muchas empresas ha dejado tocado al comercio de Castellón, pero aun así es la provincia mejor parada de la Comunitat Valenciana. El producto interior bruto (PIB) de este sector en la red comercial castellonense sufrió una contracción interanual de un -8,3%, pero inferior a la de Valencia (-9,4%) y Alicante (-13,5%), en lo que es el ejercicio del 2021, en el que se considera que se comienza a salir de la pandemia y marca el inicio de la recuperación.

Así lo refleja el informe recientemente publicado del Observatorio Pateco-Comercio y Territorio del Consejo de Cámaras Oficiales de Comercio, Industria, Servicios y Navegación de la Comunitat.

Contratos efímeros

¿Y qué ha ocurrido con el empleo? Pues Castellón ha venido registrando un comportamiento muy dinámico en contratación, con un 28% más de fichajes de personal respecto al año anterior, seis puntos más que la media de la Comunitat (22%) y seis y medio más que la media española (21,6%). Sin embargo, se ha tratado de un empleo más temporal, puesto que la plantilla consolidada de empleados en tiendas y grandes superficies, a 31 de diciembre pasado, con 21.547 en Castellón, reflejaba un aumento de solo el 2%. Un indicador inferior al de Valencia, con 109.323 trabajadores (un 2,7% más) y que los de Alicante, con 81.042 (donde se detecta un 4,1% más).

PIB y empleo del comercio en Castellón. Mediterráneo / Luis Martín

A la vista de estas conclusiones, Francisco García, responsable del Área de Desarrollo Empresarial de la Cámara de Comercio de Castellón, consideró que es «destacable» cómo en el último año el consumo en la salida poscovid viene siendo «bueno», pero se está viendo resentido en este 2022, a raíz del contexto socioeconómico.

«Dejar atrás el covid ha hecho que la gente se socialice más y aumente el consumo de moda (hasta un 18,3%) y en el hábitat (9,7%) o en alimentación (donde crece un 3,5%)», resaltó García sobre el comportamiento de los hogares castellonenses. El informe Pateco, de hecho, concluye que más de la mitad del presupuesto de un hogar de Castellón, en 2021, fue para alimentación y bebidas; una cuarta parte se destinó para moda, calzado y complementos; el 14%, en hábitat; ocio y cultura, un 4%;y tecnología, un 2,4%, aproximadamente, a la cola.

«Creció el gasto pero justo ahora, con la guerra de Ucrania y la energía disparada, ha subido el coste de vida. Gasolina a dos euros, inflación y salarios que de media crecen poco. El comercio se va a resentir por ese descenso del poder adquisitivo. El desembolso se limita a hacer la compra, a alimentación, pero no tanto a ir de compras, pues se está recortando en moda, hábitat, etc.», remarcó.

Distribución del gasto de los hogares de Castellón. Mediterráneo / Luis Martín

Con las rebajas en la vuelta de la esquina, podría volver a cambiar la tendencia. «Son momentos de incertidumbre. Y en un momento en que igual te llevas un susto que una alegría», apuntó García. 

Factores en positivo

Para la patronal Confecomerç Castellón, los descuentos «no compensarán las pérdidas de los comercios, que siguen en cifras inferiores a prepandemia. A diferencia de otros años, la oferta de productos será mayor y con descuentos atractivos, dada la poca venta, y se concentrará en tiendas de equipamiento personal». Además de las inminentes rebajas, esperan que el sector pueda coger un balón de oxígeno «por las compras de un turismo previsiblemente favorable, y una tasa de ahorro acumulada de estos dos últimos años», indicaron. 

Otro factor en positivo para los comerciantes que puede verse reflejado en las ventas en los próximos meses es, para Confecomerç Castellón, que «los consumidores próximamente contarán con un pequeño respiro en la factura eléctrica, ya que la Comisión Europea ha aprobado el mecanismo por el que el Gobierno Español podrá limitar el precio del gas e incidir ello en un descenso directo del 15% de la electricidad»

Compartir el artículo

stats