La noticia de que Zaragoza va a ser sede de la Expo 2008 ha tenido un especial eco en nuestra provincia, donde en la actualidad viven varios miles de personas procedentes de Aragón. Históricamente, Castellón ha tenido unos fuertes vínculos de unión con las tierras aragonesas que en los últimos años se han estrechado todavía más. De hecho, la colonia aragonesa es la mayor de cuantas existen por estos pagos, por lo que la elección de Zaragoza ha sido también especialmente celebrada por los castellonenses. Vaya pues nuestra felicitación y el deseo de poder compartir muy pronto con los maños este magno acontecimiento que, seguro, tendrá en Castellón una dimensión especial.