Desde que el 2 de mayo del 2000 entró en vigor el PGOU de Castellón, el documento ha sido sometido a revisiones puntuales en 9 ocasiones. Tres, en relación a la corrección de errores, y el resto afectaron, principalmente, a la nueva ordenación del entorno de la antigua estación; a la declaración del Maset Blau como dotacional; y a la clasificación de suelo urbanizable del suelo afectado por los PAI Els Mestrets y Coscollosa.