La sociedad concesionaria del aeropuerto Castellón-Costa Azahar puede desde hoy reiniciar las voladuras y movimientos de tierras tras un mes y medio de interrupción por el periodo de anidamiento del aguilucho cenizo.

En el día de hoy está previsto que la Conselleria de Territorio fije la posición de los nidos, aunque el viernes no se había localizado ninguno en los terrenos del aeropuerto. Una vez localizados con GPS, se establecerán perímetros de protección de 700 metros.

Está programado que esta semana las máquinas vuelvan a los terrenos y se retomen las voladuras, que se prolongarán tres meses. Hay que mover unos 3,5 millones de metros cúbicos de materiales que quedan, a razón de 45.000 metros cúbicos al día. El compromiso de la concesionaria es arrancar con toda la flota, aunque el máximo rendimiento no se alcanzará hasta dentro de un mes.

Por otra parte, la Generalitat, a través del Instituto Valenciano de Finanzas, busca un crédito de 18 millones de euros con el que compensar a la concesionaria por el sobrecoste derivado de la paralización. Aerocas no ha acordado aún si emprende acciones legales contra Fomento.