La consellera de Justicia, Paula Sánchez de León, aseguró ayer que el PSPV pregunta repetidamente por el proceso legal abierto contra el presidente de la Diputación de Castellón, Carlos Fabra, como "maniobra de distracción" para así "evitar hablar de los problemas del Gobierno".

Sánchez de León hizo estas declaraciones en el pleno de Les Corts Valencianes, en respuesta a una pregunta de la diputada socialista Josefa Andrés sobre cuándo contratará la Conselleria personal de refuerzo para los dos juzgados de Nules que instruyen causas contra Fabra.

"¿Por qué no hablamos de la modernización de la Justicia, de la implantación de la Oficina Judicial o de la interconexión de todos los juzgados de España? Con esas medidas se podrían evitar casos como el de Mari Luz, pero claro, a ustedes solo les interesa hablar de un proceso en concreto", añadió la titular autonómica de Justicia.

Por su parte, Josefa Andrés lamentó que el refuerzo de personal "solo se haya producido en un juzgado". "La justicia valenciana tiene dos varas de medir, una ralentizada para unos y otra acelerada para otros. Esto es un asunto de ética, la justicia debe ser igual para todos".