El sindicato FETE UGT ha pedido una "vuelta al consenso educativo" para afrontar retos en los centros docentes, después de una etapa con el conseller de Educación, Alejandro Font de Mora, "más conflictivo de los últimos 20 años". UGT se refirió a problemas enquistados, como los 900 "barracones" --300 en la provincia-- en los que darán clase este año cerca de 18.000 alumnos de la Comunitat Valenciana.