El sindicato CSI-F reclama a Conselleria de Hacienda que subsane “las incidencias retributivas” que afectan a unos 3.000 docentes, sobre todo inspectores en prácticas, interinos en vacantes y maestros de ESO, que no han percibido parte o incluso todo el sueldo en el inicio de curso.