Iberdrola ha iniciado una parada planificada en el grupo 4 de la central de ciclo combinado de Castellón para realizar labores de mantenimiento durante dos meses, para la que se han contratado a más de 300 trabajadores y en la que colaborarán 38 empresas contratistas.

Los profesionales contratados para llevar a cabo estas tareas proceden en buena medida de Castellón, lo que a juicio de la compañía va a suponer un importante impacto económico para la ciudad durante este período. Además, participará el personal propio de la planta, apoyado por personal de la compañía de otras centrales y departamentos técnicos (unas 120 personas).

Los trabajos serán dirigidos por Iberdrola Operación y Mantenimiento (IOMSA), creada en el año 2002 y cuya sede social se encuentra en Castellón. Además, los empleados de esta filial realizarán las labores necesarias en la turbina de gas 1, la turbina de vapor y tres generadores eléctricos del grupo 4. También se va a trabajar en las calderas, bombas, válvulas y resto de sistemas mecánicos, eléctricos y de control.

La revisión de la turbina de gas y el generador la lleva a cabo el departamento de Revisiones de Turbogrupos de IOMSA, único en el sector eléctrico español y que fue creado en el 2006 con la misión tanto de potenciar el conocimiento en estos equipos como de sustituir paulatinamente a los suministradores de los mismos en las labores de mantenimiento programadas y correctivas.

Desde entonces, este grupo de profesionales ha ido asumiendo de forma progresiva la responsabilidad de la ejecución del mantenimiento de las turbinas de gas, turbinas de vapor y generadores de los ciclos combinados de Iberdrola. Este departamento de apoyo está ubicado en Castellón y presta también servicios en las centrales que la compañía posee en Reino Unido y Brasil.

CICLO COMBINADO // La central de ciclo combinado de Castellón está situada en el polígono industrial del Serrallo y es la planta española de Iberdrola que cuenta con una mayor potencia instalada: 1.650 megavatios (MW). En el mismo emplazamiento, la compañía también tiene ubicados el Centro de Monitorización, Diagnostico y Simulación (CMDS) y la citada sede social de IOMSA, que presta servicios de operación, mantenimiento y soporte técnico a las centrales de ciclo combinado del grupo y cuenta con una plantilla de 400 empleados.

La compañía cerró el 2011 con un impacto económico de 1.050 millones euros en la Comunitat Valenciana e invirtió 130 millones en mejorar las redes. H