El conseller de Justicia y Bienestar Social, Jorge Cabré, ha señalado este lunes que, a corto plazo, no se van a crear nuevos juzgados "en los términos que tradicionalmente los conocemos", tras ser preguntado por la petición de un nuevo juzgado de vigilancia penitenciaria en Castellón.

"Es un tema que depende del Ministerio de Justicia, pero estamos en un momento de muchos cambios en la organización judicial y eso no pasa por los juzgados en los términos tradicionales en que los hemos conocido", ha añadido Cabré.

El conseller ha realizado estas declaraciones tras la reunión que ha mantenido con el presidente de la Diputación de Castellón, Javier Moliner, al que le ha transmitido que todos los municipios de la provincia "tienen que estar plenamente tranquilos pues el Gobierno valenciano es consciente de la importancia que tienen los partidos judiciales, no sólo a nivel jurídico, pues son además una realidad social y económica y están unidos a los municipios, por lo que esos valores deben de mantenerse y protegerse".

Al respecto, se ha referido al proyecto del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) en el que se preveía la suspensión del partido judicial de Segorbe y su unificación a los de Nules y Vila-real, tema en el que --ha dicho-- "desde el primer momento fuimos muy claros y contundentes en oponernos a esa eliminación, ya que el partido judicial de Segorbe cumple una buena función económica y social, lo que sirvió para que en el informe definitivo se eliminase esa posibilidad".

En este sentido, ha señalado que el CGPJ "trató de asumir unas competencias que no le eran propias, que es lo que ha generado la polémica", y ha explicado que ahora hay una comisión de estudio creada por el Ministerio de Justicia en la que se harán los estudios pertinentes contando con las comunidades autónomas, de donde saldrá un proyecto de ley de planta y demarcación judicial que podría estar después del verano y que pasara al CGPJ, "que emitirá un informe que no es vinculante, por lo que no hay que darle mayor trascendencia". MAPA JUDICIAL

También ha recordado que el ministro de Justicia se comprometió a que no se iba a alterar el mapa judicial de la Comunitat Valenciana "sin contar previamente con la Generalitat, y nosotros tampoco vamos a modificarlo sin oír a los ayuntamientos afectados".

Por otra parte, ha destacado que otra de las premisas que se marcó desde la Conselleria de Justicia fue que no se va a eliminar ninguna sede judicial "porque no queremos traslado de funcionarios y no estamos para cerrar sedes judiciales y ampliar otras", por lo que, según ha añadido, "podemos hablar de agrupaciones de partidos judiciales, pero no de eliminación".

"Con la agrupación pretendemos fortalecer los partidos judiciales y, a lo mejor, lo que vamos a reclamar es destacamento de Fiscalía para que el fiscal esté allí y no se tenga que desplazar o que haya una clínica forense de forma estable", ha agregado.

Por su parte, Javier Moliner ha asegurado que en la reunión de trabajo se han abordado algunas cuestiones "que más preocupan a algunos alcaldes de la provincia" y, --ha dicho-- "gracias al buen hacer y al compromiso que el Gobierno valenciano está teniendo con la provincia de Castellón podemos afirmar que están en el camino de la buena resolución".

Se ha referido al proceso de reforma que se ha emprendido en España que "camina hacia la eficiencia en la gestión pública, para prestar los mejores servicios intentando que los recursos destinados sean los mínimos posibles", y ha añadido que, dentro de ese proceso, "la administración de Justicia se ha visto involucrada". EFICIENCIA EN LA GESTION

"Desde la Diputación siempre hemos hecho llegar a la Conselleria la necesidad de anteponer la eficiencia en la gestión de cualquier decisión que haya que tomar, es decir, que lo que está funcionado de forma razonable, que no genera problemas y tiene unos costes de tramitación de los expedientes dentro de los parámetros normales no sea algo que vea alterado su funcionamiento, sino que se recorte de allá donde puede haber capacidad de mejora", ha resaltado Moliner.

En esta línea, --ha apuntado--, "entendíamos que dentro del proceso de reestructruración de partidos judiciales, el partido de Segorbe estaba funcionando de forma razonable y eficiente, por lo que no tenía sentido articular ninguna medida que vulnerara esa posibilidad y que lo lógico era mantener la prestación del servicio y, en este sentido, la respuesta de la Conselleria ha sido excelente".