La provincia de Castellón lidera en la Comunitat el ahorro en eficiencia energética. En los últimos cuatro años, la factura ha adelgazado en un 25% mientras que la media en la región es del 18%. Así lo explicó ayer el director general de Energía, Antonio Cejalvo, quien acompaño al alcalde capitalino, Alfonso Bataller, en la inauguración del nuevo centro para la innovación en energía y sostenibilidad de Castellón.

Cejalvo añadió que en los últimos 12 meses, la provincia ha ahorrado más de 650 millones de euros en gasto energético, de los 9.000 que supone anualmente en las tres provincias. Bataller señaló que gracias a ese descenso en el coste "no solo somos más productivos y competitivos sino que hemos podido destinar más dinero a políticas sociales".

El primer edil recalcó que la apertura de este vivero de empresas energéticas pone de manifiesto la apuesta del Ayuntamiento "por liderar el impulso de una ciudad como Castellón, comprometida con cuidar de su entorno, con reforzar la innovación, con aprovechar las opciones que se le presentan y con crear actividad económica, oportunidades de negocio, bienestar para la gente".

Bataller anunció que tras el verano se constituirá en el propio centro una fundación desde donde se gestionará toda la labor que se desarrolle "y que espero que en el futuro nos permita reducir la carga de consumo de combustibles fósiles y no fósiles".

PLAN ESTRATÉGICO // Tanto el alcalde como Cejalvo coincidieron en apuntar la necesidad de seguir mejorando energéticamente en la próxima década. "Deberíamos bajar en la provincia y en el resto de la Comunitat 1,5 puntos cada año en factura energética para mejorar nuestra eficiencia. Ese es el objetivo del plan estratégico del Gobierno valenciano para los próximos ocho años".