Los socialistas de Castellón han presentado una iniciativa para que el pleno municipal reclame el pago de las ayudas por el cheque-vivienda. Desde el PSPV-PSOE señalan que centenares de castellonenses esperan desde el 2009 que la Generalitat abone las ayudas concedidas para la adquisición, alquiler o rehabilitación de viviendas. La deuda, añaden, asciende a 250 millones de euros. “La irresponsabilidad de la Generalitat trunca las expectativas de presente y futuro de miles de familias, que tienen reconocida y tienen derecho a una ayuda para poder acceder a una vivienda, y satisfacer un derecho social básico reconocido en la Constitución y en el Estatut de Autonomia”, indica el portavoz adjunto socialista, Pep Grau.

El concejal añade que el Partido Popular “no es capaz de reflotar la economía, lo que agrava la situación de muchas economías familiares”. H