El consejo de administración de la Autoridad Portuaria de Castellón aprobó ayer adjudicar a Terminal Marítima del Grao SL (TMG) el concurso para la construcción y explotación, en régimen de concesión por 35 años, de una terminal de graneles sólidos ubicada en el tramo I del Muelle de la Cerámica. Esta actuación supone la inversión por parte de la empresa de casi 10 millones de euros, con lo que se conseguirá absorber con mayor eficiencia el creciente tráfico de mercancías del sector azulejero.

TMG construirá dos naves semicerradas para la operativa de la terminal e instalará dos básculas y lavaruedas; y contempla medidas de protección ambiental como el uso de nebulizadores de agua y aspersores en el interior de las naves. Además, la empresa invertirá en prolongar el Muelle de la Cerámica en 102,4 metros y en crear una superficie anexa de 8.460 metros cuadrados.

Con estos recursos, la empresa plantea trabajar 24 horas al día, todos los días del año, con un personal fijo comprometido de hasta veinte trabajadores.

A esta actuación se refirió el presidente de PortCastelló, Francisco Toledo. «El puerto da un paso trascendental para ganar eficiencia en la gestión de los grandeles sólidos», manifestó.

Asimismo, ayer se aprobaron los pliegos para el concurso de concesión del tramo II del Muelle de la Cerámica, destinado a construcción y explotación de una terminal de graneles sólidos. El área a concesionar es de 16.425 metros cuadrados, con 210 metros de línea de atraque. En dicha superficie el concesionario llevará a cabo la construcción de todas las obras asociadas al procedimiento de manipulación de graneles, incluidos los medios mecánicos (grúas, tolvas, accesorios, etc) necesarios para la correcta explotación de la terminal.