La vacuna desarrollada por Pfizer y BioNTech contra el coronavirus llegará a España el próximo 27 de diciembre y se distribuirá, bajo vigilancia policial, en 50 puntos del país, que el Ministerio de Sanidad evitó ayer desvelar. Por tanto, será entre el 27 y el 29 cuando se empezará a administrar, siendo las residencias los primeros puntos a inmunizar. Estas son las fechas que maneja la Comisión Europea para todos los estados miembros, una vez sea aprobada por este organismo tras el visto bueno de la Agencia Europea del Medicamento en la reunión del próximo lunes.

La vacuna cuenta con dos dosis, administradas en un intervalo de 21 días entre cada una, si bien desde la primera dosis ya existe un cierto nivel de protección frente al coronavirus. Aunque por el momento no se sabe con exactitud cuántas dosis van a llegar en el primer envío a España, dado que dependerá de la capacidad que tenga la compañía de distribuirla, se espera que todas las comunidades autónomas comiencen a la vez y de forma coordinada a administrarla a los grupos prioritarios. El objetivo es que agosto pueda estar inmunizada el 60% de la población.

La Comunitat ya está preparada

La mayor parte de las autonomías, como la Comunitat está adquiriendo ultracongeladores para guardar las dosis de vacunas contra el covid-19. En este sentido, el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, aseguró ayer que está «preparada toda la estructura» sanitaria para comenzar a vacunar en cuanto lleguen las primeras dosis. Así, Puig remarcó que cuenta con todos los medios materiales y recursos para recibir 600.000 dosis de la vacuna de Pfizer.

Además, insistió en que el territorio valenciano cuenta con una red de Salud Pública preparada desde hace años para las vacunaciones, y puso como ejemplo que en los últimos meses se han vacunado 1,2 millones de habitantes de la gripe, 500.000 más que el pasado año.

Los residentes en centros de mayores, el personal sociosanitario y médico y las personas de máxima vulnerabilidad serán los primeros segmentos de población que recibirán las dosis.

Principio del fin

«El inicio del proceso de vacunación no quiere decir que nos podamos relajar. Comenzamos el fin de la pandemia pero seguimos estando y cualquier relajación», subrayó Puig, quien insistió en que sería «absolutamente contraproducente». Advirtió de que conseguir la inmunización de la inmensa mayoría de la población «va a ser cuestión de muchos meses» a partir del inicio de la vacunación. El presidente Puig aseguró ayer que la Comunitat tiene lista toda la maquinaria para poder administrar las vacunas, pero se desconocen los detalles del plan fijado por la comisión creada por Sanidad para diseñar la hoja de ruta que permita llegar en el menor tiempo posible al mayor número de población según las dosis disponibles.

Planes en otras comunidades

Mientras la Conselleria no da más detalles de la campaña otras comunidades ya han anunciado cómo van a desarrollarla. Por ejemplo, Cataluña destinará al dispositivo a 500 enfermeras, mientras que Andalucía ya está formando a personal sanitario para administrar las dosis. Galicia también formará a un total de 207 profesionales de enfemería que actuarán como equipo de coordinación del proceso. Los sindicatos exigen información detallada a la Conselleria de Sanidad.