El inicio de la primavera y el Puente de San José han venido marcados por las condiciones climáticas que ha sufrido el interior de la provincia castellonense, ya que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) había activado el nivel de alerta naranja en el interior norte con altas probabilidades de nevadas.

Por tanto, las predicciones climatológicas se han cumplido y parte de la provincia ha amanecido con sus tejados y montañas cubiertas de nieve. Morella, que iba a registrar una ocupación hotelera cercana al 80%, ha despertado con sus paisajes cubiertos de blanco, por lo que nuestros lectores nos han dejado unas bonitas imágenes y vídeos.

Y esta imagen nos la mandan desde Los Calpes, en el término municipal de Puebla de Arenoso.

Cabe destacar que el nivel de alerta naranja se extenderá por toda la provincia durante los próximos días con temperaturas bajas, destacando que en la Capital dels Ports se estará por debajo de los 0 grados, según apunta la Aemet.