La alcaldesa de Castelló, Amparo Marco, apuesta firmemente por que el conservatorio se construya en la capital de la Plana y negocia directamente la ubicación de esta nueva dotación educativa con el president de la Generalitat valenciana, Ximo Puig.

La primera edila tiene claro que es necesario que este edificio se levante en Castelló y está en contacto de forma permanente con el máximo mandatario autonómico para dar una solución «cuanto antes» al compromiso adquirido con la ciudad y que han asumido ambos representantes institucionales. Así lo recordó ayer el portavoz del equipo de gobierno municipal, José Luis López, quien destacó que es evidente la responsabilidad de la alcaldesa Marco con respecto a esta dotación, ya que la contempla en su agenda y lo aborda de forma directa con el president Puig.

Por otra parte, López afirmó también tras la celebración de la junta local de gobierno del Ayuntamiento que la misma aprobó solicitar un préstamo de nueve millones para la ejecución de las inversiones contempladas en el presupuesto del 2021, entre las que destacan los 500.000 euros para adjudicar la redacción del proyecto de obra y expropiaciones de la ronda Oeste cuya ejecución será de un año, por lo que a finales del 2022 o principios del 2023, la Conselleria de Infraestructuras podría licitar el proyecto y comenzar la obra, que se estima costaría alrededor de 35 ó 40 millones de euros y los asumiría la administración autonómica, así como, presumiblemente, también las expropiaciones.

Finalmente, otro de los proyectos clave para la ciudad de la alcaldesa, el Plan General, también está previsto que se apruebe este año. El día 24 de septiembre se reunirá la comisión territorial de Urbanismo que analizará los informes presentados por las diferentes administraciones y que, por el momento, solamente está el documento desfavorable de Infraestructuras Educativas, porque afirma que los institutos deberían estar contemplados en el Plan General como red primaria (instalaciones fundamentales para la ciudad) y porque ha detectado que el centro de la ciudad no cuenta con reserva de suelo educativo suficiente. A este respecto, López explicó que, al margen de lo que pueda decir Urbanismo sobre este informe de Educación, el día 28 «nos reuniremos en València con el director general de Infraestructuras Educativas y los técnicos para analizar la cuestión de la reserva de suelo contemplado en el plan pormenorizado, aún por aprobar».

En cuanto al resto de informes, hay que decir que solamente faltan dos por presentar a la comisión territorial de Urbanismo y ambos son del Gobierno central: el de Costas y el del Ministerio de Carreteras, informó el portavoz municipal, José Luis López. 

Otros acuerdos de la junta de gobierno local

El Ayuntamiento de Castelló ha adjudicado a Radio Taxi el servicio de taxi a demanda por 72.000 euros y cubre la zona interurbana de la ciudad, especialmente las urbanizaciones de montaña en lugares donde no llega el autobús. El usuario deberá pagar 1,5 euros por trayecto y el consistorio, 20. En los dos últimos años han utilizado el servicio un millar de vecinos.

El acceso al refugio encontrado tras comenzar las obras del nuevo centro de envejecimiento activo en la calle Antonio Maura se tapará con una trampilla, tras ser catalogado por los especialistas en la materia.

El consistorio tendrá que pagar 12.458 euros a un castellonense por caída en la vía pública. 525 euros los abonará el municipio y el resto el seguro contratado.

La junta de gobierno local adjudicó a la empresa Becsa las obras de mejora y modernización del Peri 15, en el sureste de la Ciudad del Transporte, por un importe total de 179.779,80 euros (IVA incluido).