Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

CD CASTELLÓN

La indefinición del proyecto enfría la llegada de un entrenador contrastado al Castellón

El nulense Sergio Pellicer, el principal candidato, pide tiempo, mientras que Pedro Munitis quiere disponer también de una planificación potente

El nulense Sergio Pellicer ha pedido más tiempo a Vicente Montesinos. LA OPINIÓN DE MÁLAGA

La indefinición en torno al CD Castellón, sobre quién y de qué forma va a gestionar, el calado del proyecto y, sobre todo, la confección de una plantilla de garantías que luche por el ascenso a LaLiga SmartBank, enfría la opción de que llegue un entrenador contrastado al Estadio Castalia, tomando el testigo de Sergi Escobar.

En las últimas horas, Mediterráneo ya les había avanzado de que Vicente Montesinos, a la espera de concretar la llegada de nuevos inversores, había movido ficha y que tenía el nombre de dos técnicos apuntados con mayúsculas en su libreta: Sergio Pellicer y Pedro Munitis. El primero le ha pedido tiempo, a la espera de que se disipa la incertidumbre sobre al futuro más inmediato de la entidad. El segundo vive una situación similar en el Sabadell, donde espera que le sirvan un proyecto potente y de garantías.

El presidente y máximo accionista del Castellón, con el visto bueno de los nuevos inversores, habría empezado a armar el próximo proyecto desde el banquillo, casi un mes después de acabar de competir y a menos de un mes de que dispute el primero de los cuatro amistosos confirmados por el club. La intención de Vicente Montesinos es que la incorporación de un técnico de garantías permita modelar la plantilla, en la que hay una decena de futbolistas ya sin contrato en vigor (el Castellón ya ha anunciado la despedida oficial de uno de ellos: Juanto Ortuño) y casi una veintena que sí tienen firmado una relación contractual (incluyendo los canteranos que la entidad ató en los estertores de la pasada campaña).

Los principales candidatos

El nulense Sergio Pellicer, después de dirigir a dos equipos de Segunda División (Málaga y Fuenlabrada), espera a que madure el proyecto del Castellón, a la vez que se acaban de definir también los banquillos de la categoría de plata. No ha dicho un no rotundo, pero, por ahora, ha declinado la propuesta.

En cuanto a Munitis, después de firmar una sensacional reacción en el Sabadell (llegó en noviembre) pero quedarse sin play-off a última hora, ha trasladado a la directiva del club arlequinado que solo seguirá si cuenta con un presupuesto parecido al del ejercicio ya concluido. El club barcelonés está teniendo dificultades, también, en cuadrar sus números para atender las exigencias del cántabro. Un escenario que podría trasladarse al Castellón.

El 'precio' de una plantilla de garantías

El mandamás albinegro, pese a las apreturas económicas (mayores después del descenso a la Primera RFEF y el fuerte impacto del covid-19), ha manifestado que mantiene su apuesta ambiciosa y que destinará una cantidad similar a la plantilla del primer equipo, que ha rondado los dos millones de euros en la 2021/2022.

Compartir el artículo

stats