El presidente de Pamesa, Fernando Roig, ha anunciado esta mañana que la empresa cerámica hará inversiones en el 2021 por valor de 70 millones de euros, y que la previsión es crecer en ventas hasta un 45% respecto al año anterior.

Roig ha comparecido ante la prensa en el Estadio de la Cerámica --donde aprovechó para presentar el nuevo restaurante-- para dar a conocer los resultados del grupo y los proyectos de futuro. Respecto a lo primero, las cifras son más que positivas y sitúan a la firma como el primer grupo productor de Europa y séptimo del mundo, multiplicando por cinco su facturación durante los últimos diez años. De momento, de enero a mayo de este año aumentaron las ventas un 63% respecto al 2020, detalló el presidente de Pamesa.

Cifras

Los números del 2020 muestran unas ventas totales del grupo (con la suma de la división cerámica, la venta de energía y las atomizadoras) de 782,7 millones de euros, lo que supone un aumento del 11% sobre el 2019. "A pesar de las dificultades, ha sido un buen año", detalló Roig. Otro aspecto en el que incidió a la hora de detallar los resultados es el incremento de los beneficios, de hasta el 56%, fruto, según explicó, "de la mejora en la gestión y en la adquisición de materias primas, además de la apuesta en un tipo de producto mayor calidad y pulido".

El presidente del grupo adelantó los resultados correspondientes a los primeros cinco meses del presente año, que con unas ventas de 349,5 millones de euros, suponen un incremento del 63% sobre el mismo periodo del 2020. Un brusco incremento que se justifica por el parón de la producción en el mes de abril del pasado ejercicio y los efectos de los meses de confinamiento en los primeros momentos de la pandemia. Aún así, vaticinó que el 2021 "superaremos los 1.100 millones de ventas y los 100 millones de beneficio", lo que supone un incremento del 45% a final de año. "Algo que es fruto del trabajo y de tener los mejores clientes del mundo", apuntó.

Resumen con los números principales de Pamesa Luis Martín

En cuanto a las inversiones a afrontar por parte del grupo durante este periodo, Roig destacó varias, como las nuevas oficinas de la sede central, que se habilitarán entre Vila-real y Onda y estarán listas a finales de este año o a comienzos del 2022; nuevos hornos para aumentar la capacidad de producción, la construcción de un nuevo almacén logístico en Onda, o el centro de materias primas que se habilitará junto a las instalaciones de TAU en Castelló, para el que ya tienen el permiso. Además, para aumentar la capacidad de pulido de la empresa, recordó la adquisición de una fábrica en Onda.

"En el 2021 superaremos los 1.100 millones de ventas y los 100 millones de beneficio"

Fernando Roig - Presidente del grupo Pamesa

Más del 70% de las ventas se destinan a la exportación. El presidente de Pamesa mencionó que los principales mercados siguen siendo Francia y el Reino Unido -donde dijo que no había efectos negativos por el brexit- y los Estados Unidos. El destino de los productos debe ser "cuanto más cerca, mejor", dijo, debido a las dificultades logísticas para transportar a grandes distancias.

Rueda de prensa de Fernando Roig

Crítico con la Generalitat

Al hilo de las inversiones, el máximo responsable de la firma criticó la “lentitud” de la Generalitat a la hora de tramitar este tipo de actuaciones. En este sentido, señaló que la empresa lleva ocho años intentando adquirir una mina en el Puig. “Es incomprensible que la Administración sea tan lenta. Lo hemos hablado con el president, con las consellerias y con el Ayuntamiento, y no puede ser que estemos ocho años para ver si se acepta o no el proyecto”.

Roig puso como ejemplo contrario la adquisición de una mina en Teruel, donde el diálogo, un proyecto en el que el diálogo con el gobierno de Aragón está siendo más sencillo.

Los fondos europeos, para infraestructuras

Te puede interesar:

Fernando Roig valoró diferentes asuntos de actualidad, como la esperada llegada de fondos europeos. Defendió que el crecimiento del grupo Pamesa "se hace con fondos propios, sin subvenciones", y respecto a las ayudas de la UE para la modernización de la economía española relató que el dinero "debe ir para infraestructuras, como el corredor mediterráneo, que es una vergüenza que no esté acabado". Además, apostó por que las inversiones se destinen a otros sectores peor parados de la crisis del covid, "como el turismo y el ocio, que tienen más derecho".

Un momento de la rueda de prensa de Fernando Roig. Andreu Esteban