La empresa Edicom ha iniciado unas nuevas obras en el claustro de la catedral de Segorbe, que consisten, principalmente, en la instalación de tres ventanales acristalados con soporte de aluminio, con los que se cerrarán otros tantos arcos ojivales que restaban para completar el cerramiento del claustro.

Las obras, realizadas bajo la iniciativa de la Dirección General de Promoción Cultural y Museos de la Conselleria de Cultura, permitirá aislar el claustro del patio central, evitando así los cambios bruscos de temperaturas y humedades que podrían afectar a los retablos de pintura gótica instalados en las capillas laterales del recinto claustral.

Los tres vanos que ahora se cierran están en la galería oeste y, en su momento, no tuvieron el mismo tratamiento que el resto por la ubicación en el mismo lugar de la sala de proyecciones durante la exposición de La Luz de las Imágenes, lo que obligó a instalar un cerramiento opaco.

Sin embargo, todavía están pendientes de ejecutar las obras de adecuación de la planta alta del claustro que se comprometió a llevar a cabo la Conselleria de Cultura y que debían comenzar en el pasado mes de octubre, tras la firma de un convenio con el Obispado que tampoco ha llegado a rúbrica. El presupuesto de las actuaciones se estimó en casi un millón de euros.

Al respecto, el director general de Fomento de la Economía Social, Miguel Barrachina, señaló que el nuevo director general de Patrimonio, David Serra, tiene previsto cursar una visita a la catedral y también conocer otras iniciativas del Ayuntamiento de Segorbe, así como para la Cartuja de Vall de Crist. Confirmó que hay previsto llevar a cabo varias actuaciones.