María Martín Calpe fue proclamada reina mayor de las fiestas patronales de Segorbe, en un multitudinario acto que, ante las inclemencias meteorológicas, tuvo que trasladarse al Auditorio Municipal Salvador Seguí. Desde hace exactamente 44 años las reinas se vienen coronando sin interrupción en el tradicional recinto de la glorieta Botánico Pau.

La lluvia fue sin duda la indeseada protagonista de la noche del sábado, causando innumerables problemas de organización, ya que estaba previsto que el acto se realizara, como de costumbre, en la glorieta, pero pasadas las 21.00 horas la organización decidió, ante la persistencia de las precipitaciones, elegir nuevo marco para este evento.

REPRESENTACIONES A pesar de ello, el Auditorio se vio repleto de público y a mucha gente le fue imposible acceder al interior de las nuevas instalaciones.

Tampoco faltaron las máximas representantes festivas con un total de 21 delegaciones de la Comunitat Valenciana, destacando la bellea del foc de Alicante, la fallera mayor de Valencia y la reina de la Magdalena de Castellón, así como instituciones como la Diputación Provincial, la Delegación del Consell y la comisión de toros y numerosas localidades de la comarca, tales como Soneja, Jérica, Viver y Navajas; y de fuera de ella, como Vila-real, Sagunto, Manises, les Alqueries, Burriana, la Vall d´Uixó, la Vilavella, Torrent o Vall d´Alba.

María, que en un principio se vio afectada por el cambio de escenario, se recuperó para su intervención, cautivando al numeroso público al recordar su etapa como reina infantil en 1997 y con un mensaje de invitación a la fiesta: "Los festejos de Segorbe son nuestros, de todos los que estamos aquí y de los que nos visitan, las organizamos para nosotros y por lo tanto es casi como una obligación disfrutarlas".

Y añadió: "Destapad vuestros sentidos y captad el aroma de las flores, el sonido de la música y las campanas, el sabor del jamón y del vino, los colores de las luces y los castillos, el suave tacto de las telas y los vestidos y sobre todo, el calor de vuestra presencia. Todo es igual y todo es distinto, porque es fiesta".

También el alcalde, Rafael Calvo, destacó en su intervención el significado de las celebraciones y la singularidad de algunas de ellas, lo que las ha hecho merecedoras de la doble titularidad de Fiestas de Interés Turístico Nacional e Internacional.

Hay que destacar también, la intervención del mantenedor, Ricardo Bellveser, director de la Institución Alfons el Magnànim, escritor y periodista que destacó la belleza de la reina de las fiestas en un discurso estructurado en tres partes que resultó ameno para todos los asistentes.