El alcalde de Segorbe, Rafael Calvo, calificó de "descabellada" la petición realizada por el PSOE para que el Ayuntamiento mejorara la carretera de Castellnovo, la CV-200. Los socialistas reclamaban que en los planes de ayuda a los municipios de la Generalitat valenciana, "se contemplen obras que no son municipales", aseguró Calvo, como la actuación en este vial, que es competencia de Diputación.

El munícipe explicó que el 26 de enero el Ayuntamiento solicitó a la Administración provincial que adelantara "lo máximo esa obra por los problemas que están surgiendo".

Calvo remarcó que el equipo de gobierno tiene la intención de seguir el mismo procedimiento llevado a cabo con el plan estatal de ayudas en cuanto a "convocar una reunión con el PSOE y llegar a un acuerdo en las partidas", pero tras las críticas de la oposición, el munícipe se plantea un cambio en su actitud.