Benicàssim El ayuntamiento de la localidad realizó ayer un simulacro de incendio en el que participaron 67 trabajadores. Al toque de la sirena, que indicó el comienzo de la evacuación, los funcionarios acudieron hasta el punto de encuentro situado en el aparcamiento del consistorio. La actividad se desarrolló sin incidentes y los empleados volvieron pronto a sus puestos con normalidad. La empresa de prevención responsable del simulacro comunicó que se había mejorado el tiempo de evacuación. R. D.