Pero no solo se celebran fallas en Burriana, Benicarló, la Vall y Almenara, sino que otros municipios de la provincia también viven sus fiestas josefinas, pero lo hacen fuera de las fechas habituales. Por ejemplo, Segorbe quemará su monumento la semana que viene después de que el artista plantase a la comisión y Torrent le cediera sus ninots. Peñíscola ha sido otra localidad que tuvo monumentos.