El Ayuntamiento de Onda ha puesto en marcha el nuevo programa de becas centrado en fomentar la igualdad de oportunidades, con cinco ayudas destinadas a personas con discapacidad psíquica, que iniciaron ayer el periodo de formación, subvencionado por el consistorio, en áreas como Servicios Sociales, Secretaría, el archivo o el Centre d’Ocupació i Cultura.

Para acceder a la ayuda, los cinco jóvenes debían estar empadronados en el municipio y tener el título de graduado de ESO o equivalentes. Estos desarrollarán tareas administrativas durante tres meses con 20 horas semanales.

La teniente de alcalde de Atención Social, Inma Alós, explica que “se trata de una inversión directa de más de 8.000 euros cuyo objetivo es potenciar la igualdad de oportunidades entre todos los ondenses y, al mismo tiempo, ayudarles a tener una formación de manera que les sea más fácil la integración en el mercado laboral”.

Onda se convierte en un municipio “pionero en la integración al ofrecer unas becas dirigidas específicamente a personas discapacitadas”, concretó la regidora.

En el primer semestre del 2013, un total de 10 ondenses con estas características se formaron e hicieron prácticas laborales en distintas empresas, dentro del programa de formación profesional para el empleo, financiado con la subvención de 30.800 euros de la Generalitat. Hicieron prácticas trabajando en las empresas Imagina, Caixa Rural de Onda, Seniapost, Facsa o la academia Olimpia.

Inma Alós resaltó los logros de este aprendizaje, ya que “los alumnos han obtenido una calificación profesional, han tenido la oportunidad de acumular experiencia laboral y alguno, incluso, ya ha obtenido un trabajo”, indicó.

Durante el 2012 Onda ya realizó un plan de fomento del empleo en personas con discapacidad con “excelentes resultados”, pues propició 25 contratos en empresas privadas (una inserción del 76% de los participantes).

Con una inversión de 265.000 euros, la localidad ha formado ya a 25 jóvenes ondenses estudiantes durante los meses de verano. H