La calle Santo Tomás de Benicàssim acogió ayer uno de los actos más divertidos de las fiestas: la carrera de camareros, que contó con decenas de participantes.

El ganador de la competición, en la que no faltaron obstáculos como escaleras o conos, fue Sauro, del bar Jota’s, que revalida su supremacía en el torneo y que se embolsó 400 euros. En segundo y tercer lugar quedaron Eric, de Torreón, y Darius, de Villa del Mar.

Hassania, de Ta Casa, fue la primera chica que llegó a la meta y por ello ganó 100 euros.

Por otro lado, los aficionados taurinos disfrutaron del primer encierro de los festejos, que contó con toros de la ganadería de Jaime Tárrega, Lucas. Tras la multitudinaria carrera, que transcurrió sin incidentes, se celebró la gran comida a base de tombet de bou, para la cual se emplearon hasta 220 kilos de carne.

La tarde de vaquillas, la cena de sobaquillo y la actuación del Trío Diamante fueron otros de los actos destacados de la jornada. H