El plan de evacuación del recinto de conciertos del Arenal Sound prevé que, en diez minutos, hasta 66.000 personas hayan salido del recinto y se encuentren en las establecidas como zonas exteriores de seguridad que se ubicarían a la altura de la rotonda de la carretera del puerto y en la explanada entre los merenderos y el Grao. En la peor de las hipótesis estudiadas se tardarían 13 minutos, pero se trata de menos tiempo del máximo establecido por la normativa europea.

Estas son las conclusiones obtenidas del simulacro que realiza un software especializado sobre cómo sería la evacuación de los asistentes al festival. De todos modos, con este sistema se han detectado posibles problemas de colapso en las salidas de emergencia, que la organización ya se ha comprometido a subsanar para este mismo verano.

Según los análisis llevados a cabo por un equipo de catedráticos de la Universitat Politécnica de Valencia, en la explanada del recinto de conciertos caben 87.129 personas, pero la organización del evento ha puesto a la venta 60.000 abonos. Es en este punto en el que los técnicos municipales, que también asistieron a la exposición del simulacro, discrepan. Estos apuntaron que la evacuación del recinto de conciertos siempre la han considerado segura, pero advirtieron que el problema radica en qué ocurre con esas 60.000 personas cuando están en las denominadas zonas exteriores seguras. En este sentido, la organización del festival apuntó que eso ya es cuestión de la Generalitat puesto que ya no tienen competencia y de ahí el malestar de los técnicos municipales. “Sí que es nuestro problema”, señalaron, al mismo tiempo que advirtieron de que ese era el motivo por el que venían estableciendo una limitación en el evento de 40.000 sounders.

Por su parte, el primer edil, José Ramón Calpe, apuntó que esta disparidad de criterios se está instruyendo en un expediente y, “cuando se resuelva, ya dictaminaremos”. Por tanto, antes de conceder la licencia para la celebración del Arenal de este año se decidirá sobre el aforo. H