Nules ha rebautizado su estadio. El campo de fútbol pasará a denominarse estadio Noulas Antonio Pérez Balada, en lo que pretende ser un reconocimiento público a la figura personal y deportiva de uno de los jugadores de fútbol más destacados de la historia de este deporte en la localidad. Y es que este vecino fue portero del CF Nules, del CD Castellón, del Atlético de Madrid y del Valencia en los años 40.

Para el alcalde de Nules, Mario García, dar su nombre al estadio Noulas “no es más que un merecido reconocimiento para una persona que siempre ha llevado su municipio en el corazón y que en su momento fue considerado uno de los mejores porteros del fútbol español”. Numerosas personas del mundo del fútbol y del deporte local, así como familiares y amigos, participaron ayer en el acto en el que se descubrió el nombre de Antonio Pérez Balada bajo el del estadio Noulas, en lo que se considera “un acto muy emotivo, ya que él mismo ha tenido la oportunidad de vivir y protagonizar este homenaje, junto a su familia, lo que es una gran satisfacción”, apuntó García.

Antonio Pérez Balada empezó a jugar al fútbol como portero a los ocho años, cuando ya apuntaba formas, ya que otros clubs le buscaron pronto como refuerzo. Con 20 años comenzó la temporada con el CF Nules y en la temporada 1940-41 fue fichado por el CD Castellón, que por aquel entonces estaba en Segunda División, pero su ascenso hizo posible que Antonio Pérez jugara por primera vez en Primera División.

De su carácter familiar y su amor por Nules habla la decisión de rechazar una oferta del Real Madrid para no alejarse de su casa. Después llegaría su etapa en el Atlético de Madrid y en el Valencia hasta su retirada. H