La Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática y el Ayuntamiento de l’Alcora trabajan en la próxima adjudicación de nueve viviendas públicas. Este fue uno de los asuntos que abordaron en la reunión que mantuvieron ayer el director general de la Entitat Valenciana d’Habitatge i Sòl (EVha), Alberto Aznar, y el alcalde de la capital de l’Alcalatén, Samuel Falomir. Una cita en la que también analizaron posibles acciones conjuntas para ampliar y mejorar la oferta de vivienda pública en la población.

El organismo autonómico gestiona en la actualidad 46 inmuebles en el municipio, cuyo uso destinan tanto a personas mayores como a jóvenes. Se trata de pisos de un dormitorio, con capacidad para dos personas, y los precios de alquiler oscilan entre los 112 y los 147 euros, según dispongan o no de plaza de garaje. Los destinados a la tercera edad están acondicionados y adaptados a las limitaciones físicas de sus residentes.

Reparación

Asimismo, la Conselleria está reformando una vivienda que adjudicarán en breve. Desde julio del año 2015, la Generalitat ha invertido 172.812 euros en trabajos para arreglar y acondicionar este tipo de infraestructuras.

Para aumentar la oferta de vivienda pública en l’Alcora han planteado varias posibilidades, como el concurso de compra directa, la adquisición a entidades bancarias o la posibilidad de firmar un convenio para que el consistorio pueda ejercer el derecho de tanteo y retracto y comenzar a crear su parque de viviendas. En este último caso, el Consell habilitará una partida de 10 millones para toda la Comunitat.

Falomir agradeció el «esfuerzo que está haciendo el director general para que esas viviendas que llevaban muchos años cerradas se puedan utilizar, ya que es una pena que los vecinos no se puedan beneficiar de ellas», indicó.