"Si tuviéramos la Denominación de Origen (DO) nuestros vinos se conocerían en muchos más sitios. Lograr este reconocimiento lo supondría todo, a nivel económico y de generación de empleo". Los bodegueros de les Useres denunciaron ayer en La Panderola de Medi TV, que se desplazó hasta esta localidad --«la Toscana de la provincia de Castellon», en palabras de la directora del programa, Loles García-- la lentitud de la administración autonómica en el proceso para lograr la ansiada Denominación de Origen a la Indicación Geográfica Protegida (IGP) Vins de la Terra de Castelló. 

En este sentido, el presidente de IGP Castelló, Juan Carlos Pavía, responsable también de Vinya Natura, aseguró que el pasado 27 de abril se reunieron con responsables de Calidad Agroalimentaria y Ruralidad de la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural. Emergencia Climática y Transición Ecológica, cita en la cual les pidieron que les informaran «de todos los papeleos que tenía pendientes la IGP desde el 2013».

«Nos dijeron que en 10 días nos contestarían y aún no sabemos nada», lamentó Pavía, quien explicó que «no podemos mover nada sin saber qué ha pasado con todo lo anterior». «Pedimos a la administración que nos diga cómo está la situación porque queremos ir a DO y es un proceso que no es de hoy para mañana, pues tiene que pasar por la Generalitat, el ministerio y Bruselas. Es un proceso que podría durar dos años si nos dejasen hacer lo que toca», añadió. 

No en vano, este reconocimiento permitiría abrir nuevos mercados y posicionarse entre los mejores caldos nacionales al aparecer en los mapas de vinos en España y «ahora no ocurre», criticó este bodeguero, con el que coincidieron otros de la localidad, como Vicente Bellés, de Bodega Les Useres; Vicente Flors, de Bodega Flors; y Sergio Garrido, de Baron d’Alba, quienes reivindicaron la calidad de los caldos de Castellón. Todos ellos también apostaron por las experiencias enoturísticas para promocionar sus bodegas, una iniciativa que cuenta con el respaldo del Ayuntamiento, que encabeza Jaime Martínez. No en vano, el sector bodeguero es clave en la economía local de les Useres.