Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

ALTRUISMO DESDE XILXES

'Erupción' de solidaridad: un castellonense viaja en el puente hasta La Palma para ayudar a los afectados por el volcán

Yesús Cebrián renunció a un plan de ruta de ocio en moto para echar una mano desinteresadamente en la isla y donar 400 € a las autoridades locales

Yesús Cebrián ha pasado el puente de octubre en La Palma ayudando en todo lo que ha podido.

Yesús Cebrián ha pasado el puente de octubre en La Palma ayudando en todo lo que ha podido.

Quien conoce a Yesús Cebrián, vecino de Xilxes y propietario de una gasolinera en la Vall d’Uixó, necesita pocas explicaciones para lo que hizo durante el puente. Porque entre las múltiples facetas que lo describen, una de las más destacadas es la de solidario. Tenía planes para coger su moto y viajar por la zona de Algeciras, pero lo que tomó fue un avión que lo llevó hasta la isla de la Palma. ¿Por qué? Su respuesta en estos casos siempre suele ser: «Si puedo, ¿por qué no?».

Solo, con la motivación a flor de piel y con la contribución de los primeros 400 euros de la lotería solidaria que suele vender en su gasolinera para entregar a las autoridades locales, llegó a La Palma con su propósito muy claro. Llamó previamente para saber adónde ir en cuanto aterrizara para arrimar el hombro y acabó en los almacenes que gestionan la ayuda que envían tantas y tantas personas para los desplazados, para quienes lo han perdido todo.

Este vecino de Xilxes ha estado ayudando en La Palma sobre todo en almacenes.

Este vecino de Xilxes ha estado ayudando en La Palma sobre todo en almacenes. Mediterráneo

"El ruido que hay en La Palma es como vivir junto a una mascletà todos los días a todas horas sin saber cuándo va a acabar"

decoration

Asegura que «la gente está muy cansada» y está convencido de que la erupción «les pasará factura anímica y psicológicamente», ya no solo por las pérdidas materiales. «Lo que pasa con el ruido no se puede describir, es como vivir junto a una mascletà todos los días a todas horas sin saber cuándo va a acabar», afirma. El sonido atronador de la erupción es lo que más le ha impactado, además del espectáculo de la naturaleza.

«Es hipnotizante», resume. «Ver cómo en cada momento es distinto, lanzando lava, fuego... No puedes dejar de mirar». Ni de fotografiar, porque Yesús es un apasionado de la fotografía que ante todo ha querido ser solidario, pero también contribuir a documentar el momento histórico.

Está satisfecho: «Hay mucha gente ayudando, de muchos lugares y eso es una inyección de moral para los palmeros». 

Compartir el artículo

stats