Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

JUNTO AL POLÍGONO DEL SERRALLO

Almassora da vía libre a la compra de solares para la pantalla verde

La tasación técnica cifra en 10.000 euros el precio por hanegada de suelo en la zona rústica

Martinavarro mostró a Galí los avances tras las visitas a las fincas afectadas por la futura pantalla verde de Almassora. Mediterráneo

El Ayuntamiento de Almassora citará este mes a los propietarios de las parcelas más grandes para cerrar la negociación y avanzar en la compra del suelo para la futura pantalla verde. La concejala de Territorio, Carmina Martinavarro, avanzó este lunes a los grupos políticos en comisión los avances en la materia, tras las visitas realizadas por su departamento a cada una de las fincas afectadas y las valoraciones de los terrenos. El consistorio será el marco para las citaciones individuales, a posteriori de la reunión mantenida en verano y la tasación in situ de cada finca.

«Ha sido un trabajo muy minucioso que partía de cero, que es lo que había hecho hasta la fecha, hasta conseguir un inventario detallado con el que ya podemos cerrar la compraventa», apuntó la responsable de Territorio. «Sin compra de terrenos no puede haber pantalla y sin tasación no puede haber compra, de modo que el proceso tiene que seguir un camino que ha avanzado después de que nos encontráramos con múltiples anuncios no tenían ningún trabajo previo detrás», dijo.  

La tasación técnica de los terrenos ubicados en la superficie afectada por la próxima construcción de la pantalla verde cifra en 10.000 euros el precio de cada hanegada de suelo en la zona rústica, calificada como no urbanizable dotacional parque público. A partir de ahí, cada valoración tiene en cuenta sus propios elementos, la producción agrícola y el resto de circunstancias que pueden incrementar el precio en base a los criterios técnicos que marca la legislación. 

La 'barrera vegetal' debe culminarse antes del año 2024

El Ayuntamiento se muestra confiado en que la compra de los terrenos llegará a buen puerto y la pantalla será otro de los objetivos cumplidos dentro de la estrategia de fondos Feder cofinanciados por la Unión Europea. No en vano, su ejecución cuenta con un 50% de financiación europea y, para lograr esa subvención, debe estar finalizada antes del 31 de diciembre del 2023.

De hecho, el consistorio incluyó en su presupuesto para este 2021 un total de 500.000 euros (434.783 de fondos propios y otros 65.217 de Europa) con el objetivo de poner en marcha la adquisición de las más de 80 fincas que ocupará la barrera natural vegetal en el distrito marítimo. El objetivo de la iniciativa no es otro que reducir hasta un 90% el impacto ambiental, tanto visual como sonoro, del polígono en la zona residencial próxima a varias empresas. 

Cabe recordar que para identificar las más de 80 propiedades afectadas por la futura plantación de arbolado, una localización que acabó en el mes de enero del 2020, fue necesaria la utilización de un dron, que sobrevoló la superficie y permitió topografiar la franja de terrenos en la que construirán la pantalla verde que separará el polígono petroquímico de la zona donde están las viviendas.


Compartir el artículo

stats