Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

CAMBIAN LA CERRADURA DE 5 DE LAS 11 VIVIENDAS

Unos okupas toman un edificio de pisos en el centro de Benicàssim

Pese a que el bloque cuenta con una puerta especial para evitar la ocupación, acceden por las azoteas

El bloque está situado en la calle Bad Salzdetfurth, cerca de la plaza de Los Dolores. Eva Bellido

Desesperación en Benicàssim ante la ocupación de un edificio en pleno centro del pueblo. Apenas unos días después de que los vecinos denunciaran a Mediterráneo la existencia de okupas en una villa adosada de la avenida Mohíno, los residentes de las inmediaciones de la plaza de Los Dolores alertan de otro caso.

Se trata de un bloque situado en la calle Bad Salzdetfurth, concretamente el número 9-B, con 11 pisos seminuevos, de los que cinco ya se encuentran ocupados. Todos son propiedad de la Sareb, el banco malo, a excepción de uno que fue comprado por un particular y al que también intentaron acceder forzando la cerradura.

Desde hace tres semanas

El edificio cuenta con una puerta antiokupa, pero no evitó que entraran por la azotea. Según cuentan los residentes del barrio, todo empezó hace aproximadamente tres semanas, cuando una vecina «subió a la terraza y se dio cuenta de que habían roto el cerrojo». «Llamamos a la Guardia Civil, que estuvo revisando, y al día siguiente nos dimos vimos que una de las persianas de un piso del ático se había movido. También observamos manchas de zapatos en nuestra terraza y el balcón del piso ocupado», relatan.

Acceden y salen con normalidad por la puerta antiokupa que hay instalada en el portal de esta finca

decoration

Los vecinos avisaron a la Benemérita y a la sociedad comercializadora de los inmuebles, que posteriormente puso la correspondiente denuncia, tras acudir y comprobar que no podían acceder porque habían cambiado las cerraduras de las viviendas.

Los residentes del barrio cuentan cómo en los siguientes días fueron llegando coches con personas para vivir en estas viviendas, cargados con sus objetos personales. «Y ahora entran y salen con normalidad por la propia puerta antiokupa, pues tienen llaves, y hasta utilizan el ascensor, que es ilegal sin un contrato con industria», denuncian a este periódico.

Los vecinos están preocupados ante el aumento de incidentes tras la llegada de los okupas. Eva Bellido

Robos y hasta un incendio

Los vecinos, además, alertan de incidentes que se produjeron en los días siguientes a la ocupación, como robos de contadores de agua y en trasteros. También aseguran que hubo un incendio que obligó a desalojar a casi un centenar de residentes de viviendas próximas en plena madrugada, por lo que muestran su preocupación por la situación que están viviendo y que se puede acentuar con la ocupación de más casas vacías.

Mafias

"Ahora ya tienen el edificio tomado y habrá que ver qué medidas se pueden seguir para que lo desalojen"

decoration

Asimismo, advierten de que detrás de este tipo de casos «hay mafias» que se encargan de traer personas a vivir después de lograr entrar y cambiar las cerraduras. Los okupas «dicen que han pagado 1.000 euros y un alquiler de 250 euros al mes», relatan algunos benicenses de esta zona. 

También lamentan que no se actuara antes, en cuanto avisaron por primera vez de la situación, para evitar que asaltaran las viviendas. «Ahora ya tienen el edificio tomado y habrá que ver qué medidas se pueden seguir para que lo desalojen», indican con preocupación a este diario por la situación que viven. 

Compartir el artículo

stats