Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

LA CALZADA PRESENTA NUMEROSOS SOCAVONES

Burriana aplaza dos años arreglar los baches del camí Vell de València

Quieren esperar a que acaben las obras del nuevo IES Jaume I

Los accesos a las empresas asentadas en la zona están en muy mal estado. Isabel Calpe

El Ayuntamiento de Burriana posterga la pavimentación del camí Vell de València, al menos hasta 2024. La justificación de esta decisión es debido a que la fecha establecida para el fin de las obras del nuevo IES Jaume I llega hasta entonces y el consistorio considera contraproducente arreglar el vial mientras que la maquinaria pesada que opera en el recinto siga utilizando este camino para las tareas de construcción.

El concejal de Vía Pública, Vicent Aparisi, incidió: «Sabemos de las quejas y de que se encuentra en muy mal estado, pero supondría un gasto elevado que, al poco tiempo, tendríamos que volver a hacer». Añade que «durante todo el proceso de construcción del nuevo instituto, esta carretera va a asumir el paso de vehículos grandes y seguro que acabará destrozado». 

Como se hizo eco Mediterráneo, las empresas asentadas en el polígono reivindican una rehabilitación más que necesaria, ya que, por el tipo de actividad que desarrollan, transitan vehículos de gran tonelaje y los baches de grandes dimensiones suponen un peligro para la circulación. 

Malestar entre las empresas de la zona

Preguntados por la decisión tomada por el consistorio, las empresas manifestaron su malestar por la larga espera. Alegan que, de momento, ellos no aprecian más movimientos en la carretera que se dirijan hasta el emplazamiento del centro educativo y que podrían plantear hacer alguna alternativa paralelamente.

Cabe recordar que los negocios tenían puesta la esperanza de mejorar el polígono mediante el desarrollo de una unidad de ejecución pendiente en la zona. Lamentablemente, la urbanización tuvo que ser paralizada por motivos económicos y, ahora, no ven una resolución fácil. Añadieron que el único remedio que encuentran será asfaltar, al menos, las entradas a sus negocios para reducir los socavones de grandes dimensiones. 

Compartir el artículo

stats