Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Desarrollo comercial

Burriana consolida la zona de Novenes de Calatrava como un área de servicios

Arrancan las obras en el solar de la antigua Joya para construir un nuevo supermercado. La zona se convertirá en un triángulo comercial al reunir hasta tres establecimientos de distribución alimentaria

Los operarios trabajan desde hace unos días en la pastilla de terreno donde estuvo ubicada la fábrica La Joya conocida popularmente como ‘La Pelaora’. Isabel Calpe

Desde que en primavera finalizó la urbanización del solar de la antigua fábrica de La Joya de Burriana no se habían registrado movimientos, pero desde hace unos días los operarios han vuelto al terreno para ejecutar la consolidación de la zona de Novenes de Calatrava como un área de servicios. Y es que la empresa Eliseo Pla ha comenzado las obras para construir un nuevo supermercado con la previsión de inaugurarlo en febrero del año que viene. 

La constructora adelantó a Mediterráneo que el proyecto contempla una edificación de 2.500 metros cuadrados, que albergará un espacio comercial de la conocida cadena alemana Lidl y además una gran superficie de aparcamiento con cerca de 290 plazas. Los operarios trabajan en este momento en la preparación del suelo para comenzar dentro de unas semanas con la cimentación de la superficie más al oeste de la parcela que es la que acogerá la futura tienda. 

El plan íntegro contempla una zona para un restaurante de comida rápida, aunque fuentes de la constructora confirmaron que, de momento, no está planeada su puesta en marcha. Tampoco existe un futuro cercano para materializar el espacio reservado para un edificio de 50 viviendas en la zona más cercana a la calle Juan Bautista Rochera. Así, la zona se convertirá en un triángulo comercial puesto que, en apenas unos metros, se concentrarán hasta tres supermercados de diferentes cadenas, como Aldi y Mercadona.

Labores arqueológicas

Dentro de estas tareas preparatorias, diversos técnicos están llevando a cabo labores arqueológicas de limpieza de algunos restos encontrados de anteriores edificaciones.

Según confirmaron a pie de obra, los hallazgos no revisten de gran importancia, pero aun así, hay que realizar la documentación y adecuación de los mismos. 

En este sentido, el acuerdo de la promotora con el consistorio para dar el aprobado al desarrollo urbanístico incluía la realización de catas arqueológicas en el enclave. Esto se debe a que la parcela está muy cerca de la alquería de Novenes de Calatrava, donde se descubrió una necrópolis musulmana, aunque en el rastreo no se hallaron restos de especial interés. 

Como anunció este rotativo, la urbanización del recinto comenzó a finales de 2021, siete años después del derribo de la conocida popularmente como La Pelaora. De todos modos, durante la pandemia acogió diversas iniciativas municipales como el traslado del mercado ambulante durante un breve periodo o la plaza portátil para los festejos taurinos de la Misericòrdia del año pasado. 

Compartir el artículo

stats