Los impagos del Consell y ayuntamientos pueden provocar el cierre de 43 sociedades musicales (8 por ciento) y 104 escuelas de música (39 por ciento) según una encuesta de la Federaciónde Sociedades Musicales de la Comunitat Valenciana (FSMCV).

El colectivo ha realizado entre sus socios una consulta que revela que los despidos (38 por ciento), menor actividad (75 por ciento), subida de cuotas (65 por ciento) y la búsqueda de alternativas de financiación (63 por ciento) pueden ser otras consecuencias directas de las deudas.

Según este estudio, el 62 por ciento de los ayuntamientos (336) de la Comunitat Valenciana debe 4,4 millones, 1,7 por prestación de servicios y 2,7 por financiación, lo que supone una deuda media de 8.340 euros a las sociedades musicales de Alicante, Castellón y Valencia.

El impago de las corporaciones locales corresponde mayoritariamente al año 2011 (32 por ciento) aunque no se han abonado el 17 por ciento de las deudas de 2010 y el 1 por ciento de 2009.

A la deuda de los ayuntamientos, señala la Federación en un comunicado, hay que añadir los impagos de 6,4 millones del Consell correspondientes a la financiación de 2011 que motivaron el que la FSMCV convocara una asamblea general extraordinaria, el 10 de junio, para tramitar un crédito que diera continuidad a su proyecto que se aprobó con el 74 por ciento de los votos a favor, 16 por ciento en contra y 10 por ciento en blanco.

De esta manera, la cifra total que adeuda el Consell y los ayuntamientos suma 10,8 millones de euros correspondientes en mayor medida al año 2011. Además, las sociedades musicales tampoco han recibido "ni un euro" de la financiación del año 2012, subrayan.

MODIFICACION PRESUPUESTARIA

En el este sentido, recuerdan que el conseller de Gobernación, Serafín Castellano, aseguró en la asamblea de la FSMCV que el Consell pagará "después de verano" y que una "modificación presupuestaria" compensará la rebaja de un millón de euros a las escuelas de música en 2012. POr ello, las bandas decidieron aplazar en 2009 su reivindicación de 15,7 millones hasta 2014 por la coyuntura económica.

La entidad agrega que las corporaciones locales han rebajado en 1,5 millones la dotación de 2011 respecto a 2008 y, además, redujeron el año pasado un 23 por ciento la financiación y un 4 por ciento los contratos por prestación de servicios. Por otra parte, los ayuntamientos han ingresado de las sociedades musicales 340.000 euros en concepto de impuestos.

Para la Federación, "toda esta situación contrasta con el cumplimiento de las diputaciones de Alicante, Castellón y Valencia de los pagos del año 2011". "Aunque las diferencias de financiación y programas son un agravio comparativo para las sociedades musicales alicantinas y castellonenses que perciben un 83 por ciento y un 55 por ciento menos que las de Valencia, viéndose perjudicadas y lastradas en sus proyectos laborales, sociales y culturales", concluye.